La máquina del amor. 3

Kryon


Seguimos con la historia de la humanidad, las civilizaciones perdidas de las que nada sabemos, y la continuación de la máquina del amor.
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

La Máquina del Amor. Parte 3

Marilyn Harper:

Ahh, de modo que buen día para ustedes, otra vez. Aquí estamos de nuevo, en Grand Rapids, nos honra estar aquí. Sabemos, vemos, percibimos, que las emociones se mueven muy alto ¿eh? Sí, la energía está muy comprimida, ustedes pensarían que está compacta, pero en realidad está comprimida. La energía que se mueve en este tiempo, en este espacio, está comprimiéndose en y sobre sí misma. De modo que ahora es muy importante para ustedes tomar medidas, dar pasos para conservarse alineados. Y cuando se conservan alineados, queridísimos juegatrabajadores divinos de luz, - sí, jugar más trabajar, juegatrabajar, juegatrabajadores de luz, - y con esa energía, les pediríamos algunas cosas. ¿Está bien que nosotros les pidamos... que respiren primero (respira)? Sentimos su energía; es alta en expectativas sobre qué pasará luego. No creemos que nadie pueda predecir exactamente qué va a suceder luego.

Ahora bien, muchos, como en Kryon han entrado en la energía de lo que está sucediendo ahora y cómo va a llegar a ser en el futuro. Sin embargo las predicciones no son exactas. Entonces, como es ahora mismo, les estamos preguntando, queridísimos, es cómo pueden fluir a través de esa energía en esa estela, según hablamos ayer. Verán, la estela es el flujo del universo, moviéndose con el cuerpo de ustedes, para ayudarlos a levantarlo. Para ayudar a reconocer esa energía. Para ayudar a acelerar su flujo en esa estela. Entonces, las pocas cosas que les pediremos que hagan, son bastante sencillas.

Ustedes saben lo que vamos a decir, ¿eh? Oímos: “ahora nos van a pedir que meditemos, meditemos, meditemos.” Queridísimos, establezcan un tiempo para estar en quietud, un tiempo para estar en quietud consigo mismos, entonces pueden hacer una meditación caminando, una meditación lavando los platos, pero es un tiempo en que su mente está realmente quieta. Nos gusta poner un medidor de tiempo para nuestro vehículo Marilyn, porque ella tiene diez mil pensamientos pasando por su mente en cualquier momento, y tiene dificultad para soltar el tiempo – eso es redundante – pero establecimos un tiempo para ella, de quince, o veinte, o treinta, a veces de una hora, en que ella solamente se sienta y se concentra en respirar. O tal vez trae una consciencia Yo Soy adentro, las palabras Yo Soy. Ustedes pueden hacer eso durante 5 minutos. Pueden hacerlo diez minutos. No importa la longitud, importa la profundidad. Ese tiempo que invierten en sí mismos, queridísimos, es tiempo bien invertido. Aumenta su sistema inmune, ¡sí!

Baja su presión arterial. Oh, si su presión arterial ya es baja, la acelera a una medida que sea perfecta para ustedes. Permite que el estrés que viene a ustedes, a veces aparentemente desde todas las direcciones, se quede quieto por unos momentos. Y eso realmente baja el estrés. Científicamente lo ven en la película, El Campo Único (The One Field) eso baja el estrés entre ustedes, de modo que reverbera hacia afuera en el estrés de todos. (pausa – respira) Parece sencillo, ¿no es así? pasar cinco, o diez, o quince minutos por día simplemente respirando. Y sin embargo algunos de ustedes no lo hacen. ¿Por qué es eso? ¿Es porque no tienen tiempo? No se toman ese tiempo. Es que son tan importantes en otros aspectos de su vida, que no se les permiten esos cinco minutos, o diez minutos por día, solo para estar consigo mismos. Bueno, para ser honestos, queridos, no nos convencen. Pueden pensar en cualquier excusa que elijan; escríbanlas todas. Escriban todas las excusas.

No tengo tiempo porque tengo que cuidar a los niños, tengo que trabajar, tengo que tomar una ducha, tengo que ir al trabajo, tengo que hacer esto, tengo que hacer aquello, hacer esto, y lo otro. Escriban todo eso. Y luego léanlo en voz alta. Y cuando lo hacen, después de cada frase, quiero que digan “Eso es ridículo”. O mejor aún; ustedes las leen en voz alta y consiguen un amigo que después de cada frase les diga “Eso es ridículo”. Solo hay una persona que verdaderamente está a cargo de su tiempo, y esa persona son ustedes.

¿Desean impulsar a su sistema inmune por el miedo? ¿Desean potenciar a su sistema inmune viendo las noticias, mirando todas esas cosas que pueden ser verdad o no para ustedes? ¿Desean engancharse en las historias de drama y trauma de la gente? ¿O desean ser ustedes, en paz? Empiecen por la quietud. Ne necesitan sentarse en una possición de yoga, con las piernas cruzadas y en postura del loto; pueden estar caminando; pueden estar haciendo cualquier cosa, en tanto estén creando una quietud en su mente. Y esa quietud, aunque sea por unos pocos momentos, volverá a ustedes multiplicada por diez mil, al ser capaces de saber y entender lo que está pasando en este mundo hoy en día. Hace un tiempo, meses atrás, les dijimos: Prepárense, estén preparados para cualquier cosa. Ustedes son el jugador de basquetbol en la cancha, peloteando en cualquier dirección, ¿ah? Sí, lo son. Y justo tan pronto creen que tienen todo resuelto, puf, punto.

Es por eso que es tan importante respirar en ese elemento y flujo de la estela. Es por eso que ustedes han sido levantados por esa estela de consciencia. Y con esa estela de consciencia están recibiendo muchas, muchas herramientas. Esa estela de consciencia es parte de sus propias capacidades innatas, su propia capacidad para hacer servicio; su propia capacidad para reconocer las cosas que aman. Y honestamente, queridísimos, es hora de reacomodar las cosas que no aman.

Verán: este mundo está cambiando, les guste o no. La transformación ocurre, y se está transformando en muchas direcciones diferentes, de modo que ustedes tienen la oportunidad de prenderse en ella, acompañando esa transformación, y al prenderse se sienten levantados hacia esa estela. Y al ser levantados, expanden el amor en su corazón, expanden esa frecuencia que es ustedes.

Y cuando tú, queridísimo juegatrabajador de luz, expandes tu frecuencia, como alma antigua que eres, trayendo la sabiduría de los antiguos, trayendo la sabiduría de los indígenas con quienes te has conectado en tu tierra, tus capacidades innatas se expanden. Tus sensibilidades se fortalecen; tu clarificación se acelera. (se ríe) Oh, algunos van a decir “Yo no quiero eso. ¡No quiero saber lo que está sucediendo!“ ¿Eso te sirve? Estás viendo las noticias, o esto o aquello, y puede que igual no sepas qué está sucediendo. Es por eso que te pedimos que practiques ir a tu interior y encontrar ese núcleo de tu energía que es tu guía intuitiva innata. No se comunica en alta voz, por eso te decimos que vayas a una quietud. No importa si lo llamas meditación. Tal vez estás sentado en tu terraza viendo pasar el río, pero estás en quietud. Tal vez estás caminando por el vecindario, pero en quietud. Estás yendo a tu interior, preguntando “¿cuál es mi paso siguiente? ¿Está directamente frente a mí? ¿Está hacia un costado?

¿Será un paso atrás? ¿Cómo puedo ser levantado hacia esa estela de energía?” Esa es la clave, queridísimo, y al preguntar, así será respondido. Solo te quedas en la quietud suficiente para oír la respuesta, o percibirla, porque la respuesta puede no ser en palabras. Esa es la clave, es un poco lo que enseñaremos mañana, allí está la clave: en la quietud. No se trata de esperar que esa información sea como la información que has percibido antes, porque es la información del amor puro para ti. Puede que eso no sea usual para ti.

Entonces, si entras en esa quietud, en preparación para estos tiempos que vienen, recibe este amor puro que ciertamente va a realzar la potencialidad pura de tu Innato. Esa es la promesa.

Los amamos profundamente, los vemos. Los conocemos. Los oímos. Los honramos. Pero más que nada, simplemente los amamos. Y los saludamos Namasté.

Namasté.


Lee Carroll:

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon, del Servicio Magnético.

Esta es la tercera canalización de las cuatro. Las otras dos las pueden encontrar, y yo les aconsejaría escucharlas para entender mejor esta de ahora. Las que vinieron primero prepararon la escena de la serie de cuatro, llamada La Máquina del Amor. Todo es metafórico. Muchos de los mensajes que les damos, personales y públicos, están llenos de energías que tenemos que encontrar como tercer lenguaje; mensajes sobre mensajes; nada es literal. Todo es expansivo, queridos, porque el lenguaje del Espíritu es expansivo. Está lleno de aquello que es multidimensional y tiene capas de comprensión, y es hermoso.

La máquina del amor; el amor es del Creador, y la máquina es una palabra que significa que hay algo que está en progreso, trabajando en este planeta, que tiene un resultado y una razón, piezas que se mueven de una manera precisa que son lógicas y responden al operador – que eres tú, no el Espíritu.

Hemos dicho durante muchos, muchos años, que el cerebro humano no es el órgano final de la lógica; no es allí donde se hace todo. Que en realidad hay una triada: el corazón y la pineal entran en todas esas cosas que así tienen que ser. Son las que le hablan al akash, son las que reconocen el tercer lenguaje. El cerebro es la computadora.; es el de supervivencia. Quienes tienen el intelecto más alto están usando su pineal, no el cerebro. Quienes usan el intelecto más alto, usan su intuición, no su cerebro. La intuición que les dice: esto es correcto, esto no lo es. O tal vez hay más, y podría tener este aspecto.

Terminamos la canalización anterior contándoles la historia del planeta, ese evento de hace doscientos mil años, cuando vinieron aquellas de las estrellas que se convirtieron en su historia de la Creación, su historia de Adán y Eva. Ustedes no podían encontrar la diferencia entre aquellas que vinieron y lo que ustedes llaman ángeles; todavía no pueden distinguir. Porque eran seres ascendidos, a cargo de la Física a su alrededor; no necesitaban naves para venir aquí., eso es pensamiento tridimensional. Les hemos dicho que eventualmente la consciencia se alía con la Física, y eso es Maestría. La practican aún hoy algunos de los gurúes más elevados que ya no necesitan alimentarse. Están aquí, están en el planeta, están realmente practicando las mismas cosas que nosotros les hemos contado. Son los adelantados de lo que ustedes verán algún día, la conexión de la consciencia y la ascensión.

Les contamos que Lemuria fue el centro, porque estaba aislada, y se convirtió en el centro de la enseñanza. Pero hubo muchos lugares donde enseñaron las Madres de las Estrellas. Lemuria fue especial porque estaba aislada a tal grado que nunca se interfirió con ella. No se podía regresar a ella. De modo que era especial y más pura que el resto. Y por eso también fue la única que debió ser detenida y terminada en cierto punto, en el área de la enseñanza, y allí es cuando se hundió.

Les hemos dado esta información muchas veces anteriormente. No se hundió debido a la actividad de las placas tectónicas sino por la actividad volcánica. Las mismas cosas que sucedieron en el país donde estoy, en Yellowstone, sucedieron allá. La burbuja de magma que había empujado hacia arriba a las montañas, disminuyó. Y ellos se fueron, y eso fue aproximadamente unos 15.000 años atrás, pero había habido enseñanza por mucho más tiempo que eso. La enseñanza realmente comenzó 50.000 años atrás, y hablamos de por qué eso fue tan precioso también, y por qué era necesario. Así como sus hijos necesitan que los enseñen. Ustedes recibieron almas, queridos, esa es la historia de Adán y Eva, es la Creación; ustedes recibieron almas. Y toda la idea de un árbol del conocimiento tenía que ver con la enseñanza: qué era sagrado, qué no lo era. Cómo trabaja el Espíritu. Qué viene después, para que ustedes puedan llegar a un punto en que puedan empezar a elegir una vida para sí mismos.

No tenían ningún registro akáshico, ninguno en absoluto; no tenían realmente ninguna experiencia de vida en absoluto; era el comienzo del comienzo. Tenía que haber enseñanza. Los misioneros de ciertos sistemas de creencia comprenden esto, porque cuando se acercan a las tribus tienen que empezar desde el comienzo. Eso es, explicar lo que es la Fuente Creadora y todas las cosas que la tribu ya sabe. Pero cuando tienen una civilización que no sabe nada de lo que la tribu enseña, hay que empezar por el principio. El principio fue la Rueda de Enseñanza Lemuriana. Hubo muchas Ruedas y derivados de ellas, se lo hemos contado, lo dijimos antes.

Pero esta historia empieza cuando Lemuria se detiene. Y lo que quiero contarles es que la historia de este planeta durante los últimos treinta mil años ha sido notable – y desconocida. Casi completamente desconocida. Entonces cuando yo hable de ella ahora, de su grandeza, de su grandiosidad, y de los números de ella, todo es nuevo. Mi socio la ha enseñado, ha indicado cosas al respecto; yo he canalizado sobre ella, pero si recién te has encontrado con esta canalización, esto puede ser muy nuevo para ti y muy increíble, porque no está representado en ninguna historia ni ciencia convencional, que lo tienen total y completamente equivocado. Esto no significa que no estén educados, queridos, ni nada parecido. Solo significa que se aferran a las pajitas que ven ahora. Pero aquí va a estar la prueba de su ciencia. Cuando empiecen a descubrir cosas que no encajan en el modelo de lo que les han enseñado, ¿qué harán? ¿Las enterrarán rápidamente en la arena?

¿O se abrirán a una nueva clase de historia? He aquí lo que quiero decirles: esta intervención de la que hemos estado hablando tiene ciclos. Los ciclos van así: a cada civilización en este planeta se le da aproximadamente cinco mil años para ver si se desarrolla; pero hay más. Porque hay un ciclo de la consciencia del que ustedes no saben nada todavía, y que los sociólogos recién están empezando a insinuar. Y aquí está: ¿cuánto tiempo dura una civilización antes de destruirse a sí misma? Ya sea por inactividad, o por guerras, o por una pandemia. ¿Cuánto tiempo requiere? Eso es cíclico y tiene una respuesta. Los sociólogos están empezando a apuntar a esto; ¿existe un ciclo humano por el cual solo pueden durar cierto tiempo antes de caer en la disfunción? A menos que crezcan, a menos que la consciencia influya, ¿cuánto tiempo duran? Es una buena pregunta; les daré la respuesta: 5.625 años.

Ahora bien, puede que algunos de ustedes reconozcan ese número. En un momento les diré por qué. Aquí hay algo que necesitan saber: ha habido cinco civilizaciones en este planeta antes de ustedes. Cinco civilizaciones completamente diferentes antes que la suya. Ustedes han participado en la número cinco. Si le preguntan a los expertos, ellos les dirán que la civilización según se la conoce solo tiene seis mil años. Señalarán a los egipcios como una de las más viejas; las pirámides serían de cinco mil años atrás, si retroceden un poco más con los lenguajes, el sánscrito y el cuneiforme, si entran en el Valle del Indo, se puede llegar tal vez a seis mil años. Y anterior a eso no había nada. Eso es una tontería (se ríe). Eso es solamente la suya, queridos. Ustedes no saben nada de la anterior a la suya, y la anterior, y la previa a esa, pero oh, lo sabrán (se ríe). Porque a medida que su tecnología mejore y se perfeccione serán capaces de verlo.

Quedarán expuestas, están llegando a verse aún ahora, existen lugares donde se excava y se encuentran estructuras que no debieran estar allí, construidas por pueblos que no tendrían que haber estado allí, con lenguajes que ustedes no reconocen, con geometría que es demasiado buena para esos tiempos. Con alineaciones con los planetas, antes de que se suponga que siquiera supieran algo de los planetas. Y ustedes no tendrán ninguna explicación.

Déjenme darles un pequeño escenario que es divertido. Los egipcios, con su civilización de cinco mil años. Uno de los templos que construyeron es el de Abydos; bellísimo. Tienen cosas allí que no tiene ningún otro templo. Están muy orgullosos de eso; la antigüedad, toda su historia. Y ustedes van y lo visitan, pero los egipcios no tenían idea, cuando lo construyeron, que lo hacían sobre otra ciudad (se ríe), que ahora se está descubriendo. Pero detrás de Abydos, si les gusta ver, hay otra ciudad que fue fechada por el carbono en diez mil años de antigüedad. Ellos no hablan de eso, porque viola todo lo que ellos aprendieron y enseñan en la Universidad de El Cairo.

Seis civilizaciones. Seis. “¿Cómo seis? Dijiste cinco” Bueno, eso es porque todas tenían un límite de tiempo y todas fallaron. Algo pasó y tuvieron que comenzar de nuevo. Ya sea por sus propios actos o con la ayuda de Gaia, y ustedes estaban programados también para eso. Era su propio programa. Su propio programa, ustedes tenían libre albedrío; ¿lo leyeron en sus escrituras? No iban a durar más allá del año 2000. Iban a apagar las luces y todos se iban a casa. Eso iba a suceder, está en sus escrituras, léanlo. Eso no sucedió. Ustedes sobrevivieron; ninguna de las otras lo hizo.

Y en 2012 – interesante – allí es cuando comenzaron la número seis. Una de las civilizaciones de más alta consciencia en este planeta. ¿Cuál es la duración del Calendario Maya? 5.125 años. Representaba la última civilización. Divisible por cinco, es parte de los 26.000 años del bamboleo del eje del planeta. Cinco civilizaciones. Cada una tenía su propio calendario. Si empiezan a estudiar los números tal vez empiecen a encontrar sentido en todo esto, especialmente con lo que están descubriendo.

Quiero cerrar esta canalización con un ruego. No voy a explicar qué eran las seis, la sexta es ustedes, ahora. Pero las cinco anteriores fue cómo llegaron y se fueron. Empecé y seguiré con ustedes. En una isla, en un bello lago de Alemania, pueden encontrar esa canalización, fue la única vez que hablé de eso – pero ahora solo van los hechos. Aquí está mi ruego; queridos, muchos de ustedes, incluyendo a los historiadores, tienen un sesgo, y el sesgo es así: que cuanto más atrás en la historia encuentran humanos, menos inteligentes son. Hasta que finalmente llegan al hombre de las cavernas, que ustedes creen que le gruñe a su compañera, porque no tiene lenguaje. Oh, sí que estarían sorprendidos de saber que a estas civilizaciones anteriores a la suya les iba mejor que a ustedes. Tenían mejores matemáticas que ustedes; habían resuelto y entendido cosas que ustedes no.

El ruego es este: miren a la historia de manera diferente y sepan que, tan lejos hacia atrás como puedan encontrar una civilización, encontrarán gente como ustedes, pensando como ustedes, tan inteligentes como ustedes. Ellos no tenían los inventos que ustedes tienen, esa es la única diferencia. Ellos hacían cosas que ustedes hacen hoy, sin esos inventos. A veces eran aún más inteligentes. Ellos tenían museos elegantes, tenían bibliotecas, tenían sus propias costumbres, tenían oralidad, sabían muchísimo sobre muchas cosas. Y eso se perdió, cada vez que tuvieron que empezar de nuevo. Ustedes van a encontrar algunas de esas cosas – y no lo van a entender, debido al sesgo que dice que no podían haber sido tan inteligentes. Oh, sí que lo fueron. Fueron mucho más inteligentes que ustedes, en muchas áreas, porque no estaban impresionados por tener diez dedos en las manos y diez en los pies, como ustedes.

Sus matemáticas estaban en base 4, en lugar de cinco; ustedes tienen dos factores en su matemática, ellos tenían más de 4. (se ríe). Eran capaces de permitir que la matemática les hablara, y les diera una elegancia que ustedes todavía no han visto. Sabían cómo no superpoblar su área; ustedes todavía no lo han resuelto. Hay muchas cosas que ellos podrían enseñarles – si ustedes pudieran hablar con ellos.

Oh. Pero ustedes fueron ellos, queridos. Está en su akash. (se ríe). Eso empezará a recordarse también, recordar las cosas que funcionaban, las ideas que vienen – y eso es la próxima canalización - Qué es lo que viene en la número seis, en la que ustedes están ahora. Ustedes están en un reinicio, donde pueden conocerse mejor entre sí; donde las cosas empiezan a examinarse a sí mismas y convocarse a salir de los rincones de la negrura y mostrarse, para que ustedes vean qué cosas ya no quieren más. Hay soluciones por venir, para problemas que han estado con ustedes por cientos de años. Ya hablaremos de eso en la siguiente.

La historia de la humanidad es mucho más grandiosa que lo que ustedes creen. Más antigua que lo que piensan. Hermosa. Y algún día la estudiarán de esta manera. No pueden evitarlo; no será esotérica. La podrán sostener en la mano, cuando empiecen a excavar. Algo de ella ha sobrevivido muy bien, y ha sido preservado. Ustedes todavía no la han visto, pero la verán.

Todas estas cosas que les digo ahora llegan a una grandiosa conclusión, y la próxima canalización habla de eso, y de quienes son realmente; la única civilización hasta ahora en el planeta que no se ha destruido a sí misma después de 5.125 años. Están parados en la antesala de lo que sigue, y que otros planetas han visto y atravesado.

Es por eso que estoy aquí; para celebrar y ayudar, y para empezar a trabajar con los nodos y zonas nulas que empiezan a impulsar la grandeza en este planeta. El resultado sería una consciencia más elevada.

Volveré.

Y así es.

Kryon




Canalización de Kryon por Lee Carroll y Adironnda por Marilyn Harper
Grand Rapids, Michigan, 18 y 19 de julio de 2020
http://audio.kryon.com/en/GR-SUNDAY-LM-3.mp3
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

68 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo