Toronto. Manipulando el Miedo.

Kryon


Iniciamos la serie de canalizaciones del evento correspondiente a Toronto, que es el primero de la serie, y que fue dado en forma virtual.
El tema, como ya se imaginan, es el miedo que recorre el planeta en estas circunstancias...
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

1 – Manipulando el Miedo

Marilyn Harper:

¡Ahh, de modo que buen día para ustedes! ¡Oh, tan bueno ver su luz, su brillo, su divina presencia, queridísimos seres de luz que ustedes son! De modo que estamos aquí en tiempos inusuales, ¿eh? Tiempos inusuales, energía inusual, una configuración inusual, lugar inusual, e inusual en cuánto más singulares podemos ser. Oh, no necesitamos averiguarlo ¡Ja, ja!, porque si fuéramos a averiguar eso, ustedes nunca sabrían qué podría suceder. Como ya entienden, hemos estado diciéndoles durante un tiempo que no existe un paradigma para donde están ahora. Ustedes están en una nueva experiencia de aprendizaje, están colocando la base, el cimiento, para un nuevo cambio dimensional, y este nuevo cambio dimensional ciertamente los está acompañando en la nueva luz. De modo que tomen una respiración profunda.

Sepan y comprendan que, mientras acomodan esta singularidad, el nivel de estrés y ansiedad del planeta ha crecido. Sería lindo que el planeta pudiera aumentar su frecuencia dimensional sin ese nivel de estrés o ansiedad, pero hasta ahora no ha sido ese el caso. Por eso cuando a veces tienen un desastre o un desafío en algún lugar, la gente va a ese espacio y envía amor y luz, de modo de aumentar la frecuencia dimensional. Esto es globalmente correcto. Y en este punto del tiempo es posible que ahora millones en todo el planeta estén meditando en ese punto del tiempo, que haya energías en todo el planeta que estén acomodando esa energía. Y a medida que esa energía cuida de ellos, la frecuencia de este planeta luego aumenta. Tomen otra respiración profunda.

¿Cómo se siente vivir en la frecuencia de un nuevo reino dimensional? Esta es la primera vez en la historia de este planeta que todos los pueblos del planeta están realmente concentrándose en un aspecto, están reconociendo una fuerza de conexión. ¡Hay poder allí! Entonces, ¿cómo se siente eso? ¡Ah, eso es lo que aumenta su nivel de ansiedad, porque están pensando, “Oh, todo el trauma, todo el drama, todo el dolor”! Honramos a las personas que se ofrecieron como voluntarios para irse del planeta en este momento. Honramos a las personas que se ofrecieron como voluntarios para quedarse aquí y ciertamente permanecer a salvo. Entonces para contrarrestar ese nivel de estrés o de ansiedad, para contrarrestar esa desconexión, les recordamos nuevamente, como lo hicimos meses atrás, en realidad como lo hicimos originalmente hace 21 años y se lo recordamos muchos meses atrás, que la hora 11.11 a.m. es el momento para tomar una instantánea de sus pensamientos.

Les pedimos que, en lugar de solo pensar en qué están pensando, tomen esa instantánea y coloquen su mano en posición de oración sobre su frente – ese es el más alto honor que puedan darle a alguien. Y a las 11.11 a.m. respiren el amor de este planeta, respiren en la conexión con este planeta, respiren con el corazón y el alma de las personas del planeta y con el planeta mismo.

Y luego muevan las manos en posición de oración a su cara, y respiren en la comunicación, respiren en la ayuda y el envío a todas las personas que están trabajando, ayudando a los que están enfermos, a todas las personas que están en servicio. Y reconocer esa frecuencia de amor y apoyo a esos individuos.

Y luego lleven las manos a su corazón, en posición de oración, y al hacerlo permitan que su corazón se expanda tan fuertemente en amor que cualquier enfermedad, cualquier virus, cualquier energía contraria al orden divino de luz y bondad en el planeta, se desintegre de una vez por todas, desconectada de su sistema. Y luego colocan sus manos sobre su corazón y simplemente dan gracias por sí mismos, por su familia, sus amigos. Eso les hemos pedido que hagan cada día. Eso liberará algo del estrés y la ansiedad de este planeta. En eso nos estamos concentrando, justo aquí, justo ahora, con movimientos que llenan la semana con amor expandido y herramientas que ustedes pueden experimentar, y aumentan su vibración y ayudan a vivir en esa frecuencia más alta. Porque, lo ven, ustedes son los juegatrabajadores de luz. Jugar + trabajar; ustedes son los juegatrabajadores de luz de este planeta; son los que estábamos esperando, son los conectados. Sostienen la frecuencia.

Y toda la gente de este planeta está enfocada en una frecuencia particular. Entonces, por favor, queridísimos seres de luz, les pedimos, les imploramos, que sostengan la luz. Traten lo más que puedan de no quedar atrapados en todo el drama y el trauma y en todo el alboroto, porque como ya saben, del caos proviene el cambio. El planeta está ciertamente cambiando, ciertamente está transformando su frecuencia vibratoria, su frecuencia dimensional, aquí mismo y ahora mismo. Y con ayuda de ustedes, cambiará con la mayor facilidad y gracia que sea posible hacia la Era de la Intuición, que está centrada en el corazón, centrada en el amor.

¡Ah, queridísimos seres de luz! ¡Estamos realmente tan agradecidos por ustedes! Sabemos que se ofrecieron voluntariamente para estar aquí en este punto del tiempo. Entonces cuando oigan a otros que están ansiosos, estresados, atemorizados por lo que vaya a pasar, o pueda a pasar, o lo que podría ser, “¿Qué tal si esto pasa, qué tal si pasa aquello, qué tal…?” Eso todavía no existe.

Entonces ustedes, queridísimos seres de luz, llegan a ser la luz en la oscuridad, ustedes llegan a ser los que avanzan con una antorcha enseñando a otros a seguir en ese estado de amor, encender el fuego del amor que está dentro de ustedes, ese fuego apasionado que está dentro de ustedes. Les agradecemos por su servicio. Los amamos profundamente, los vemos, los conocemos, y los saludamos Namasté.

Namasté.


Lee Carroll:

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

No nos olvidamos del elefante bajo la mesa, queridos, la canalización se da en un tiempo auspicioso. Un tiempo en que muchos tienen miedo, y otros luchan para no caer en él. Antes de abordar algo que quiero que oigan, me gustaría que tomen un momento. Hay algunos que en este momento están despidiéndose de sus mayores, y es difícil. Nunca pensaron que sería de este modo, y es difícil. Adironnda ha dado muy sabiamente algunos de los principios esotéricos y el razonamiento. No ayuda cuando han perdido a alguien. Tomemos un momento para una acción compasiva y ser el trabajador de luz de la época, y tener la empatía suficiente para compartir la paz y la compasión que tienen, y la luz del mundo que ustedes son, con quienes lo necesitan. Por un momento, solo un momento. Algunos dicen “¿Cuánto va a durar esto?” y la respuesta es: lo suficiente. Lo suficiente.

Quiero decirles algunas cosas que son metafóricas, y algunos lo van a entender y otros no. Hablemos por un momento de los niños. Cuando los niños crecen y llegan a cierta edad, todo buen padre (y madre) equilibrado sabe cómo resolver un rompecabezas. El niño que tiene miedo, y tiene miedo de casi todo porque no lo ha visto, necesita ayuda, y tal vez el mayor miedo es de la oscuridad, y dice “Mamá, tengo miedo, está oscuro, y no sé qué hay allí. Ayúdame con esto, porque podría haber monstruos acechando allí,” y todo buen padre sabe cómo manejar eso. Dirá: “Escucha, querido, escucha; encenderé una luz un momento y verás que no hay nada allí. Cuando vuelva a apagar la luz quiero que te sientes. Allí no hay nada, igual, pero si tienes miedo aunque sea un momento yo estaré aquí, sosteniendo tu mano, solo dímelo, dímelo.

No tengas miedo de lo que no está allí” dice al niño. Y eventualmente, a través del tiempo, el niño evoluciona, y crece, y se equilibra y ya sabe lo que el padre sabe. Y luego es capaz de ayudar a los niños que nazcan de él.

Es clásico, absolutamente clásico en la humanidad, entender que los niños pasan por épocas de miedo cuando no entienden las cosas. Y se corrige muy fácilmente con compasión, amor, explicaciones y luz. Y todo buen padre o madre aquí ha pasado por esto, y ustedes tal vez lo vivieron con sus padres también.

Les diré algo: les doy dos escenarios que contradicen esto; tal vez es inapropiado, pero sucede. Quiero que por un momento imaginen a ese niño en ese estado de miedo, tratando de encontrar sentido a las cosas en la oscuridad, imaginando cosas que podrían atacarlo. Escenario 1: ¿qué tal si en lugar de un abrazo, el niño viera que el padre también tiene miedo? Cuando pasa eso, para el niño es el fin; se va, porque es demasiado; tiene miedo de la oscuridad y sus padres también. Asusta al niño para toda su vida, porque no hubo abrazo. No hay explicación, no hay luz, solo hay miedo, y sus padres tiemblan. Eso es todo. Y sucede. Pasa en tiempos de guerra, cuando los padres no pueden hacer nada al respecto.

El escenario 2 es aún peor. Es el control parental inapropiado, cuando el niño tiene miedo a la oscuridad y el padre dice “Tienes que estarlo, porque allí hay cosas malas, de modo que tienes que hacer esto y aquello y lo de más allá,” y el niño crece con reglas contra lo malo, y entiende que no hay abrazo para lo oscuro, solo hay reglas. Todo lo que estoy diciéndoles es metafórico; algunos lo entienden, algunos no.

Todo ser humano, cada uno de ustedes, tiene un niño interior. Algunos de esos niños interiores en este momento están mortalmente asustados; otros no. Yo sé quién estará escuchando esto más tarde, y sé quién está escuchando y viendo esto ahora. Muchas almas antiguas muy maduras que saben exactamente adónde va todo esto, Y dirán “Bueno, este mensaje no es para mí, porque yo ya lo superé.” Bueno, ¿lo hiciste? ¿Realmente lo hiciste? ¿Cuán lejos tiene que ir esto antes de que eso se rompa y empieces a tener miedo? Les diré ahora mismo, trabajador de luz, alma antigua, ustedes tienen equipo en su interior para calmar a esa bestia salvaje llamada miedo. Es lo que Adironnda dice también, es lo que todos están diciendo también.

Si no lo entendieron, si no lo saben, una cosa que va a cambiar radicalmente cuando esto termine, es la responsabilidad de quienes les informan. Cuando el polvo se asiente, ustedes mirarán cuidadosamente esto y dirán: “Todos los medios lo empeoraron. ¡Lo empeoraron!” Porque realmente nunca hubo nada como esto. Son medios basados en el marketing, no se basan en la información, y ustedes ya saben esto. Ellos compiten por la audiencia, y cuantas más cosas dramáticas puedan mostrar, más los atraen a ustedes. A muchos de ustedes, al mundo; tal vez no a los trabajadores de luz. ¡Al mundo le atrae el drama! De modo que yo les puedo dar información correcta y exacta, y luego ellos van a paneles donde discuten y discuten, y discuten más y más.

¿Sabían que es posible que ustedes enciendan los medios al despertar y los apaguen al irse a dormir, y sin embargo escuchar la misma cosa una y otra vez más de 40 veces? ¿Cómo los hace sentir eso? ¿Cómo se siente su niño interior, cuando todo lo que ve es que los adultos también tienen miedo?

Los medios no se dan cuenta de algo, debido a la programación; no se dan cuenta, no todavía. Que entre medio de toda esta información marketinera, están pasando publicidades que son inapropiadas. Los anuncios se programaron con mucha anticipación, pero ¿no es interesante de qué se trata? Usualmente, de medicamentos que ustedes necesitan porque son viejos. O medicamentos que necesitan por ser jóvenes. O medicamentos que necesitan solo porque son seres humanos. En otras palabras, nunca están normales, siempre necesitan algo, alguna medicación. “Oh, tal vez necesitas algo para ayudarte durante esta época” (se ríe). Yo no pienso que esos medios realmente estén interpretando el cambio que el planeta experimenta en estos tiempos. Eso va a cambiar. Finalmente hay espacio para los canales de buenas noticias, y surgirán, y les prometerán información que no sea ad nauseam (N.T. hasta la saturación); darán información y luego irán a lo que es equilibrado y edificante, para que puedan ver qué está sucediendo y qué no.

Hay muchas buenas noticias que ninguno de ustedes conoce, ¡ninguno!, porque no está en el ámbito de lo que ellos hacen. Podrían decir que una de las cosas que esta época va a hacer es cambiar a los que dan la información, porque cuando esto termine, y terminará, y se asiente el polvo, ustedes los van a mirar y les dirán “Pésimo trabajo; no lo hicieron bien, no lo hicieron correctamente. Nos dieron entretenimiento y drama; ¡no nos dieron nada que ayudara a nuestros corazones! No nos ayudaron, no hubo abrazo, no hicieron nada de eso.” Y ustedes dirán: ¿Quién es responsable por estos medios? Esa es una cosa que verán cambiar, queridos.

Eso es un reinicio. De modo que la Tierra probablemente se tomará un tiempo, y ustedes empezarán a ver las cosas de modo distinto y tal vez más verdadero. Puede que encuentren algunas cosas maravillosas que nunca se difundirían, si no fuera por esto.

Quiero contarles algo. Quiero hablarles de un experimento que se hizo con niños hace muchos años. Es un experimento que no sería permitido según las reglas de hoy en día. Algunos psicólogos lo conocen, algunos nutricionistas lo han estudiado. Se trata de niños reunidos para un experimento relativo a la comida. A los niños se les da un buffet tres veces al día, desayuno, almuerzo y cena, y ellos pueden elegir cualquier cosa que haya en las mesas, tanta cantidad como quieran, sin que nadie les diga nada (se ríe). No se permiten padres. Y ese buffet es hermoso, empieza con las verduras, y sigue con los arroces, y algunas frutas, es estándar, maravilloso, comida saludable. Por supuesto, al final de esa comida están los postres, solo que estos son más para niños. Están las barritas, y los M&Ms, también las masitas, la torta y el pastel; está todo allí. Todo. El turno que los niños pierden, es el desayuno. ¿Qué van a comer? ¿Qué les parece? Los niños corren todos hacia el extremo y se llenan de galletitas y torta.

Lo hacen. Al llegar al almuerzo, ¡hacen lo mismo! Digo, ¿cómo, cómo un nabo puede compararse con una barrita dulce? (se ríe). Para la cena, hicieron lo mismo. Al día siguiente estaban todos enfermos (se ríe). ¡Sorpresa, sorpresa! Ahora bien, un niño no sabe eso. Pero el Innato del niño sí lo sabe. Entonces, después de un período de comidas, lo que pasó en el experimento es que los niños empezaron a comer las verduras, el arroz, la fruta, todas las cosas. Y luego los postres con moderación, pero los disfrutan, y les encantan – por último. Porque el cuerpo exigió el equilibrio. No la basura sino el equilibrio. Fue interesante, porque el experimento mostró que incluso los niños, que desean los dulces y no saben qué es mejor, tienen un Innato que empieza a equilibrarse cuando le dan las cosas correctas.

Quiero que ustedes analicen lo que está pasando ahora mismo en el planeta, porque voy a hacer una declaración: a ustedes no les están dando las cosas correctas. Queridos, en este momento, en este planeta no hay verduras ni fruta. Creo que entienden lo que estoy diciendo. Eso va a cambiar. Creo que el comodín en todo esto serán aquellos que se presenten para empezar a cambiarlo, que digan “Bueno, tenemos algunas buenas noticias aquí, ustedes nunca oyeron esto antes, pero hay esperanzas”.

Quiero mostrarles un sesgo. Quiero mostrarles el sesgo, si nunca lo vieron antes, para que realmente entiendan cómo funciona esto. Si miran los canales informativos, les darán todos los gráficos con los infectados, los muertos, más infectados y muertos, y más y más. Quiero preguntarles: ¿dónde está la columna de los recuperados? No está, ¿verdad? Eso es un sesgo; ¿ven el sesgo? Está allí. Eso es el drama. Ellos ni siquiera lo piensan. “Bueno, ya saben.” Noventa por ciento, noventa y nueve por ciento, se recuperaron. ¿Dónde están esos números? No están allí.

Y luego está toda la catástrofe económica que te están diciendo. No percibes la depresión, dicen, ¿hemos visto esto y los potenciales de que ocurra? Y entonces todos lo van a comparar con los horrores de 1929. Y en ningún lado te dicen “Pero recuerda que es temporario”. Puede tardar un par de años para volver de allí, pero se volverá. Volverá. Y el mercado bursátil volverá, está posicionado y listo. Esto no es el final de las líneas aéreas, ni de la industria del acero, ni la del automóvil, ¡no lo es! ¡Esto es un tropezón! ¿Te están diciendo esto? ¿O lo empiezan a comparar con lo peor de lo peor?, y tú lo sintonizas, y no hay verduras, no hay frutas, solo basura.

Quiero decirles algo profundo. Hoy, más tarde, les voy a dar una canalización llamada “Ser padres del niño interior” (se ríe). Pero ahora mismo, quiero decirles algo: esto es así de profundo. Dentro de algunas generaciones, los historiadores mirarán algunos números que son muy reveladores. La humanidad en general ha aumentado los atributos de la expectativa de vida. Hubo un tiempo, incluso en este país, cuando vivían hasta los 45 años; esa era su vida. De veras; 50, eso era todo. Realmente no se esperaba que vivieran tanto, había enfermedades y mala nutrición. Todas estas cosas han evolucionado, de modo que ahora están viendo un lento aumento en la expectativa de vida debido a la nutrición, y al conocimiento y todo, y ahora llegan a fin de los ochenta y se acercan a los noventa, expectativa promedio de la vida de un ser humano en este país y en el país debajo – hablo de Canadá y Estados Unidos.

¿Qué tal si les digo que van a descubrir algo? Dentro de generaciones, van a mirar los gráficos y van a preguntar ¿qué es esta bajada aquí? ¿Y qué es esta bajada aquí? Le van a poner nombre, lo llamarán la bajada del Corona. La bajada está en el gráfico, donde verán toda una generación, nada que ver con el virus, en la que el miedo acortó sus vidas. ¡El miedo acortó sus vidas! ¡Así de profundo es esto! No permitan que esto suceda. ¡No permitan que suceda! Porque les diré una cosa: los historiadores podrán decir: eventualmente, al hacer todas las cuentas, el miedo mató más gente que el virus. ¿Vas a ser tú uno de esos? O vas a ponerte de pie y decir “Esto es un tropezón. Lo superaremos. Es temporario.” Haremos duelo cuando lo tengamos que hacer, pero vamos a volver. Tengamos una columna de recuperados, en algún lugar de las noticias, en algún lugar de los gráficos. Para mostrar una verdad. Pero tal vez no realmente, solo para mostrar alguna noticia demasiado buena.

Eso es lo que quería decirles. La verdad no se está mostrando realmente. Por malo que ustedes digan que es esto, es un tropezón, pero la verdad real no está allí realmente, y la buena noticia no está realmente allí, no lo está. Y va a haber un reconocimiento de eso, lo verán.

Yo soy Kryon, enamorado de la humanidad. Dos pasos adelante, uno atrás. Están en el paso hacia atrás. Almas antiguas, ustedes fueron hechas para esto. Quiero hablar más de eso, fueron hechas para esto, aquí es donde brillan. Para esto son ustedes, este es el factor de compasión que ustedes tienen y otros no; es su turno. El momento es ahora. Hora de trabajar.

Y así es.

Kryon


Canalización de Kryon por Lee Carroll y Adironnda por Marilyn Harper
Toronto, Canadá, 4 de Abril de 2020
http://audio.kryon.com/en/SAT-Toronto-1.mp3
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

329 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo