La reencarnación, los sueños y más... IV

Seth


LA HISTORIA DE LOS COMIENZOS Y DEL DIOS MULTIDIMENSIONAL

(En el apéndice se incluyen extractos de la sesión 558 del 5 de noviembre.)

Buenas noches.

(—Buenas noches, Seth.)

Bien, el dictado. Comenzaremos el capítulo siguiente. Se llamará: «La historia de los comienzos y del Dios multidimensional». (Inclinándose hacia adelante sonriendo, pero con intención:) "¿Qué te parece el título?"

(-Está muy bien.) ?

Así como la vida presente de todo individuo procede de dimensiones ocultas más allá de aquellas fácilmente alcanzables en términos físicos, y así como obtiene su energía y poder para actuar de fuentes inconscientes, el actual universo físico que vosotros conocéis procede también de otras dimensiones. Él, al igual que vosotros, tiene su fuente en realidades más profundas y obtiene su energía de ellas.

La historia que vosotros conocéis sólo representa una única luz en la cual os enfocáis. Vosotros interpretáis los acontecimientos que veis dentro de ella, y proyectáis sobre su destello vuestra interpretación de los acontecimientos que puedan ocurrir. Vuestro campo de concentración os tiene tan absortos que, cuando os interrogáis sobre la naturaleza de la realidad, automáticamente confináis vuestra pregunta dentro de ese pequeño momento de destello al que llamáis realidad física. Cuando reflexionáis sobre los aspectos de Dios, sin daros cuenta habláis del creador de esa luz. Esa luz es única, y si verdaderamente lograrais comprender lo que ella representa, realmente comprenderíais la naturaleza de la verdadera realidad.

La historia que vosotros concebís sólo representa la estrecha línea de probabilidades en la que estáis inmersos en el presente. No representa la totalidad de la vida de vuestras especies o el catálogo de las actividades físicas, ni tampoco os narra las historias de las criaturas físicas, sus civilizaciones, guerras, alegrías, tecnologías, o triunfos. La realidad es mucho más diversa, mucho más rica e indescriptible de lo que podéis suponer o comprender en el "presente" La evolución, como la concebís vosotros y tal y como ha sido clasificada por vuestros científicos, representa sólo una de las líneas probables de evolución, aquella en que, repito, estáis inmersos en el presente.

(21.35.) Por consiguiente, existen muchas otras igualmente válidas e igualmente reales que han ocurrido, están ocurriendo y ocurrirán dentro de otros sistemas probables de realidad física. Las diversas e infinitas posibilidades de desarrollo posible nunca podrían aparecer dentro de un limitado marco de la realidad.

Vosotros imagináis con espléndida inocencia y exuberante orgullo que el sistema evolutivo tal como lo conocéis vosotros es el único, y que "fisicamente" no puede existir ningún otro. Dentro de la realidad física que conocéis hay indicios y pruebas de cómo es la naturaleza de otras realidades físicas. Dentro de vuestras propias formas físicas existen latentes otros sentidos, no usados, que podrían haber pasado a primera línea, pero que en vuestra probabilidad no lo hicieron. Bien, he estado hablando de desarrollos terrenales, que son realidades apiñadas alrededor de los aspectos terrenales tal como los conocéis vosotros.

Ninguna línea evolutiva es una línea muerta. Por tanto, si esa línea desapareciera de vuestro sistema, emergería en algún otro sistema. Todas las materializaciones de vida y conciencia tienen su día, y crean aquellas condiciones en las que pueden prosperar; y su día, en vuestros términos, es eterno.

En este capítulo estoy tratando principalmente de vuestro planeta y de vuestro sistema solar, pero todo esto se puede aplicar a los restantes aspectos de vuestro universo físico. Así pues, vosotros sólo sois conscientes de una porción de existencia física específica y delicadamente equilibrada, pero única. Sin embargo, no sois únicamente criaturas con un ser corporal, que forma imágenes de carne y sangre insertas en un tipo particular de espacio y tiempo; sois también criaturas que emergéis de una dimensión específica de probabilidades, nacidos en dimensiones de la realidad adecuadas para vuestro propio desarrollo, enriquecimiento y crecimiento.

(21.53.) Si poseyerais una comprensión intuitiva sobre la naturaleza de la entidad o ser completo, veríais que éste os ha colocado en una posición en la que podéis comprender ciertas capacidades, intuiciones y experiencias, y en la que vuestro tipo de conciencia único puede nutrirse. La más pequeña de vuestras experiencias tiene muchas más repercusiones dentro de ese entorno multidimensional de lo que pueda concebir el cerebro físico. Si estáis intensamente preocupados por lo que podría parecer un aspecto infinitamente minúsculo de la realidad, y aunque a vosotros os parezca estar completamente comprometidos en él, sólo son los elementos más «superficiales» del ser los que están cautivados. No me gusta el término «superficiales» en este contexto, pero lo he utilizado para sugerir las otras numerosísimas porciones del ser que están comprometidas en otros asuntos, algunas de ellas tan cautivadas con su realidad como vosotros lo estáis con la vuestra.

La entidad, el verdadero ser multidimensional, es consciente de todas sus experiencias, y su conocimiento está hasta "cierto punto" disponible para las diversas porciones del ser, incluyendo, por supuesto, el ser físico tal como lo conocéis vosotros. Estas distintas porciones del ser, de hecho, se convertirán finalmente en partes totalmente conscientes. Punto. Esta conciencia alterará automáticamente lo que ahora parece ser su naturaleza, y acrecentará la multiplicidad de la existencia.

Podéis tomaros un descanso.

(22.03. El ritmo de Jane había sido muy lento durante largos períodos de la transmisión. Yo bostecé un poco durante el descanso. Continuamos a las 22.15.)

Bien. Tendremos una sesión corta...

(-Estoy bien.)

Ahora que he comenzado con nuestro siguiente capítulo, tengo que hacer algunos comentarios. Concedednos un momento.

(Seth continuó con algo de material personal para Jane y uno de los alumnos de su clase de ESP.)

¿Tienes alguna pregunta?

(-No, supongo que no.)

Realmente hemos comenzado con un material excelente. Que paséis una buena noche.

(-Y tú también, Seth.)

Y mis más cariñosos saludos para ambos.

(-Gracias. Buenas noches. -Eran las 22.34.)



SESIÓN 559, 9 DE NOVIEMBRE DE I97O 2I.l8 LUNES
Extracto de Habla Seth II
La eterna validez del alma
a través de Jane Roberts

4745 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo