HOME - INICIO
ENERGIA DEL DIA
CONTACTENOS
BUSCAR
SUSCRIBIR
DESUSCRIBIR
QUIENES SOMOS
INDICE TEMATICO
* Audio* Audio
* Libro* Libro
* Video* Video
Allan KardecAllan Kardec
Arcángel GabrielArcángel Gabriel
Arcángel MetatrónArcángel Metatrón
Arcángel MiguelArcángel Miguel
AshtarAshtar
Carmelo UrsoCarmelo Urso
CristoCristo
De lectoresDe lectores
Deepak ChopraDeepak Chopra
Djwhal KhulDjwhal Khul
Domingo DiazDomingo Diaz
El MoryaEl Morya
El Ser UNOEl Ser UNO
EsenciaEsencia
FrancescoFrancesco
Gaia ~ Madre TierraGaia ~ Madre Tierra
Graciela DattoliGraciela Dattoli
HathorsHathors
HilariónHilarión
Jesús ~ JeshuaJesús ~ Jeshua
KiraelKirael
KrishnamurtiKrishnamurti
KryonKryon
KuthumiKuthumi
Kwan YinKwan Yin
La Gran InvocaciónLa Gran Invocación
Madre DivinaMadre Divina
MaríaMaría
Maria MagdalenaMaria Magdalena
MayasMayas
Omraam M. AivanhovOmraam M. Aivanhov
P'taahP'taah
Pedagooogía 3000Pedagooogía 3000
PleyadianosPleyadianos
QuadoQuado
RamthaRamtha
Saint GermainSaint Germain
SatyaSatya
Serapis BeySerapis Bey
SethSeth
SolamaSolama
Sonia y PabloSonia y Pablo
SoremSorem
TobiasTobias
UrielUriel
V.B. AngladaV.B. Anglada
Varios/OtrosVarios/Otros

ARCHIVO
E.D. NumerologaE.D. Numerología
E.D. Onda EncantadaE.D. Onda Encantada
Notas AnterioresNotas Anteriores

  • NOTA SELECCIONADA
  • Escribe tu comentario.     Ir al Final.     Imprimir.


    1057 lectores

    Kryon
    Ante la Hermandad Femenina Lemuriana 42


    ¡Saludos, queridas hermanas de las estrellas! Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

    Mi socio se aleja. La pregunta suele ser la misma. El grupo de mujeres ante mí se han reunido por muchas razones, pero siempre hay una sobre la que no hay certeza: ¿He sido lemuriana? ¿Alguna vez he sido parte de esto anteriormente, en algún otro lugar, en alguna otra época?

    Pero los números siguen creciendo, algo hay aquí que supera a las preguntas. Algunas están seguras y sienten algo que no pueden identificar. Hemos hablado de Lemuria muchas veces y hemos contado algunos de los hechos, y no cambian, pero Lemuria estuvo allí durante un tiempo muy largo. También les dijimos que ustedes no reencarnaban en Lemuria, era algo así como una plataforma de lanzamiento akáshico. Muchas, si no todas, pueden haber estado allí, pero no juntas. Muy pocas de ustedes habrían estado allí juntas, de modo que no se reconocen entre sí en absoluto. Si tuvieran esa capacidad de reconocerse, que sería tal vez parcialmente multidimensional - ustedes lo llaman psíquica - ¿para qué están aquí?

    Algunas dicen, "Bueno, vine porque me gusta la camaradería de estar con las de mi propio género, hay algo muy dulce en estar con otras como yo. Y cuando las mujeres se juntan de este modo, quiero participar." Hay un poco de eso, pero queridas, hay algo más. Las palabras mismas, "Lemuria" no han cambiado mucho. Aun cuando en Lemuria no se hablaba inglés, de todos modos la palabra de la montaña misma y del pequeño continente que existía, suena muy parecido a Lemuria. En los mapas antiguos la llaman Mu, como en Le-MU-ria. (se ríe). De modo que hay algo común en los nombres y sonidos; algunas los reconocen, algunas se relacionan con ellos, algunas pocas sintieron escalofríos al oírlos.

    Les quiero contar un poco sobre el sistema que existe, que está allí, que empieza a evolucionar, y el sistema del que quiero hablar es la manera en que ustedes van a saber absolutamente quiénes han sido y dónde han estado. ¿Sería eso una posibilidad?

    Entonces voy a lo que le sucedió a mi socio, porque él entonces lo puede describir, y como ha estado allí, esta cosa particular que les voy a contar resuena con la verdad. Cuando estuvo en algunos lugares de India, se involucró en algo que le dijeron al más alto nivel.

    Dharamshala es donde vive el jefe - por así decirlo - de todos los monjes; ustedes lo llaman Dalai Lama. Bajo su tutelaje existe un sistema jerárquico que es la posición de los monjes; quiénes son, por qué están allí, y cuán importantes son. Ahora bien, en una organización tradicional, ellos normalmente estudiarían, se los designaría, los mayores serían ascendidos, y eso sería un sistema. Y no es así como funciona en absoluto. Ni siquiera aproximado.

    En cambio, hay algo más. Prepárense para esto, si no lo sabían. A una edad muy temprana, algunos niños son percibidos como diferentes. Se los envía a los monasterios para ser examinados. Y en ese examen, un monje de tipo chamánico, combinado con los otros, se presenta y lee el akash del niño. Aquí en su tierra ustedes lo llaman lectores de vidas pasadas. No lo son. Son examinadores de vidas pasadas. Y lo que buscan es a aquellos que han atravesado lo suficiente de un proceso de iluminación, para que sean los líderes de los budistas que lleguen a Dharamshala. Y hay unos pocos entre ellos que son mirados y elegidos. Pero si son elegidos, inmediatamente se los retira de sus familias a los ocho años y se quedan en el monasterio para empezar su educación.

    Para cuando están en el comienzo de la adolescencia y cuando llegan a los veinte se los manda al exterior, aprenden muchos idiomas, y en eso uno empieza a ver que tienen razón, porque estos que ascienden a posiciones importantes en el budismo es casi que viven para eso, se los cría para eso. Muy rara vez sucede un error; hombres altamente inteligentes, esotéricos, hermosos.

    De modo que vuelvo sobre esto: el examinador akáshico, ¿qué está buscando? ¿Es esto un sistema? ¿Lo hace con su intelecto o es su intuición lo que está buscando? Y ahora les presento esto: todo ser humano tiene un campo. Ha sido identificado, extrañamente, con una palabra judía: merkaba o merkabah.

    Es el campo en que se mueven; literalmente, la palabra hebrea significa montar. Ustedes viajan en este campo, es grande y está lleno de información. Hasta que alguien pueda desarrollar un instrumento multidimensional ustedes no podrán siquiera empezar a verlo, pero hay algunos humanos que sí pueden. ¿Qué tal si les miran el suyo? ¿Qué tal si el examinador mira su campo? Entonces les digo: su akash está en el campo, está en la merkaba, y si fueron lemurianas eso significa que fueron las primeras en el planeta, algunas de las originales, y eso se vería muy claramente.

    Cualquiera que pueda leer una merkaba vería eso en primer lugar. Primero. Porque ustedes serían las que realmente conocieron a las que venían de las estrellas, y no hay tantos seres humanos que contienen eso, y es visible en la merkaba.

    La pregunta siguiente: en esta nueva energía ¿creen que sea posible percibir eso en la merkaba? Y la respuesta es sí. Algunas de ustedes están percibiendo no solo que son lemurianas sino que otras a su alrededor también estuvieron allí. Y si ese es el caso, ¿qué significa? En primer lugar, es una validación. No es todo esotérico; lo llevan consigo, se puede ver, los examinadores en esa tierra lo sabrían.

    Puede que no supieran todo al respecto, pero, oh, ¡lo percibirían! Dicho sea de paso, eso es lo que buscaban en el Maestro Ascendido Buda. Al crecer y volverse parte de eso que llaman los Maestros Ascendidos, monjes que ascienden a un lugar donde incluso pueden estar en línea algún día para algo todavía mayor.

    Ellos las verían y lo sabrían. Yo las veo y yo lo sé. Felicitaciones, damas, han hecho bien en saberlo, porque ciertamente frente a mí están sentadas muchas lemurianas. Están en todo el mundo, ¿sabían? Lemuria existió durante muy largo tiempo; hay muchas almas que nacieron allí, conocieron a las maestras de las estrellas y luego siguieron adelante. Pero las selectas son, por supuesto, las mujeres, porque las maestras eran mujeres, y lo que hacían era enseñar a mujeres. Hay una historia detrás de eso, la contamos muchas veces, la hemos dado una y otra vez. (se ríe)

    Pero ahora, aun antes de irnos, ¿qué es lo que esto significa para ti? Si fuiste lemuriana alguna vez, ¿es posible que en esta nueva energía las enseñanzas originales, la belleza misma de conocer a la maestra de las estrellas, pueda presentarse ante ti? Y tú lo sabes. Déjame decirte que es más que una señal en tu merkaba, porque en tu akash todavía está la enseñanza.

    Quiero cerrar esto con una nota. El sistema de los géneros va y viene; todas ustedes han sido hombres, todos los hombres han sido mujeres. Pero hemos dicho antes que en esta nueva energía no es un error ni equivocación que la mayoría de las mujeres que se iniciaron en Lemuria y están vivas ahora son mujeres nuevamente, de modo que ustedes empezarían a reconocer su linaje y tomar el poder de la sabiduría. Pero todavía hay unos pocos hombres en este planeta que solían ser parte de una Hermandad Femenina cuando su género era diferente. Hay unos pocos, y se destacan. Se destacan por la magnificencia de sus mensajes. En India mi socio conoció a uno, y le dio la mano, y supo "Sostengo la mano de una hermana lemuriana" (se ríe). Ese era el Dalai Lama.

    Se requiere algo como esto para realmente entenderlo, para comprender que el chamanismo pertenece al sexo gentil, que la mejor enseñanza para cualquier humano debiera provenir de la madre. A eso está acostumbrado el ser humano; lo que es oir la voz suave, compasiva, benévola de la madre; con eso crecen, no importa cuál sea su género. Es simplemente natural que esta sea la que les dé la información de las estrellas, establezca el molde de la compasión. Le pertenece a ustedes.

    Este es el mensaje; por esto están aquí. Lo práctico de esto es captarlo y volver a vivir aquello que les enseñaron, y comprender que lo que llevan es un manto de responsabilidad por la compasión hacia el planeta. No solo hacia sus hijos; compasión hacia el planeta, a quienes las rodean, porque ustedes saben cómo hacerlo. Nacieron con esto, Mamá. Las que no tienen hijos lo experimentaron con sus madres, especialmente en los años originales. Nacidas para comprender la acción compasiva y la benevolencia. Esas son ustedes.

    Hay muchas de ustedes, y a medida que esto crece y el sistema crece, se reunirán y todavía no tendrán una situación en que muchas hayan estado juntas en una generación, porque Lemuria perduró miles de años. Ustedes vinieron y se fueron, y vinieron y se fueron, y lo que tienen en común es haber estado allí. La plataforma de lanzamiento para el akash empezó allí. Las hermanas de las estrellas que les enseñaron permanecen allí, no murieron. Eso es simplemente parte de un sistema de biología que ustedes todavía no tienen. Algunas de ellas todavía están aquí.

    Hay mucho en qué pensar. Re-encender la compasión que aprendieron, de una manera práctica para la vida; para eso es la Hermandad Femenina.

    Y así es.

    Kryon



    KRYON ANTE LA HERMANDAD FEMENINA LEMURIANA (42)
    Kryon por Lee Carroll
    Filadelfia, Pennsylvania, Noviembre de 2017
    Traducción: María Cristina Cáffaro
    http://traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar/



    Siguiente: Kryon ~ Ante la Hermandad Femenina Lemuriana 43

    Anterior: Kryon ~ Ante la Hermandad Femenina Lemuriana 41

  • Enviar a un amigo.

  • Kryon ~ Ante la Hermandad Femenina Lemuriana 42
    Tu Mail* 
    El Mail de tu amiga/o* 
    Por favor escriba su mail y mail destinatario!


  • Escribe tu comentario aquí.
  • Tu Mail*  
    Apellido y Nombre*  
    Tu País*  
    Tu Comentario*
      Escriba el código aquí



    Trabajadores de la Luz?
    En tu Móvil

    La Gran Invocación
    La Gran Invocaci�n
    leer masLamina Yo Soy

    Los chakras
    Los Chakras
    leer masLos Chakras

    Mandala del día
    El Mandala de Hoy
    Mandala de Hoy

    Lámina Yo Soy
    L�mina Yo Soy
    leer masLamina Yo Soy
    Imprimir LáminaImprimir la L�mina Yo Soy

    Fase Lunar
    Fase Lunar
    ver masFase Lunar

    Energía del Día
    Energ�a del D�a
    ver masFase Lunar

    Numerologia
    Numerologia
    leer masNumerologia