El faro de luz dentro de ti. II

Kryon


Segunda canalización dada en St. Simons, una isla en Georgia donde hay un faro.. Hoy en día hay allí un museo.
Afectosos saludos de Cris

-.-.-


Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Estoy plenamente conciente de dónde estoy, dónde están; el Espíritu no está en un vacío, y nunca lo estuvo. Es una de las cosas que a ustedes no les dicen. A aquellos de ustedes que crecen en esta cultura particular, y en muchas otras áreas del mundo, se les enseña desde el comienzo que están, otra vez, apartados de Dios. Y que la idea de que tal vez Dios los conoce, y sabe lo que están atravesando, y sus problemas y quizás lo que están sintiendo, no les ocurre. Nunca les enseñan eso. En cambio, les enseñan que deben ir a cierto lugar y hacer ciertas cosas, con objeto de, aunque sea, ser notados. Y eso, incluso, a través de otro.

La verdad es esta: dentro de ti, incluso dentro de esa parte multidimensional de tu ADN, hay una conexión con la Fuente Creadora. He aquí por qué. Han oído que cada uno de ustedes tiene un alma; es una expresión común en todo el planeta, incluso usada en términos náuticos, de cuántas almas hay a bordo. Ustedes saben sobre las almas. Pero cuando empiezan a hacer la pregunta: ¿Qué es?, eso es difícil. Y la razón por la que es tan difícil es esta: la verdad es que su alma es eterna, y en cada una de las vidas que tienen, viene la misma alma. El alma no cambia.

¿Tiene sentido para ustedes, que Dios haya creado esta bella, maravillosa alma de ustedes y luego la destruya cuando ustedes mueren? Eso es lo que les enseñan. Luego, por supuesto, después de eso viene un juicio. Eso les enseñan, ¿No tiene más sentido que el alma sea entonces un vehículo, una expresión? Es decir, una bella, amorosa parte del Creador; eso es. No está apartada de Dios; su alma está conectada con el súper Dios, Todo lo que Es, esa Fuente Creadora, que ustedes quieren llamar Dios, tiene su alma en él. Y eso, entonces se vuelve el vehículo para las expresiones. Expresión es el nombre de una vida que ustedes tienen.

Estoy frente a almas antiguas; casi todas en el edificio. Hay cuatro excepciones. Y las cuatro excepciones simplemente no habían estado aquí, en este planeta, con suficientes vidas para llamarlas almas antiguas, pero están aprendiendo lo que las almas antiguas saben. Eso está cambiando.

¿Qué tal si les digo esto? Que la escuela de las almas, o sea, ustedes vienen al planeta, y luego vienen otra vez, y otra, y otra, va construyendo lo que es el aprendizaje para que puedan convertirse en alguien que despierta y entiende. Porque tienen todas las experiencias en esta Tierra, y han pasado por muchas cosas. Pero qué pasa ahora en esta nueva energía. Otras cosas empiezan a ocurrir, y ¿qué tal si tienen algunas almas que solo estuvieron aquí unas pocas veces? No tienen ninguna experiencia. Pero algo está ocurriendo, y ellas están empezando a asimilar lo que ustedes saben. Y se están volviendo almas antiguas en los atributos de sus vidas, sin haber estado aquí lo bastante, como han estado ustedes. Ahora bien, ¿de qué se trata eso? Esta se titulará la canalización del Faro de Luz, por lo que estoy por decirles.

Tempranamente, en el trabajo de Kryon, establecimos una metáfora. Siempre ha sido una metáfora sobre luz y oscuridad, siempre, porque eso es lo que más entienden. Es una metáfora muy perfecta, porque ustedes ven cuando hay luz, y no ven en la oscuridad. Y en la oscuridad es donde esperan cosas malignas, y así sigue. De modo que se vuelve la metáfora, una bastante buena. No solo esa; la iluminación es la otra. Siempre hay trabajo para nosotros. Y una de las primeras lecciones que les dimos, la primera vez que literalmente estuvimos ante una muchedumbre, les hablamos de la habitación a oscuras. La habitación está oscura, en ella hay muchos humanos, y no confían unos en otros, y no pueden verse entre sí, y entonces se acurrucan en grupos, y compiten por las cosas en la habitación. No confían unos en otros, a tal punto que piensan que los otros los van a atacar y quitarles sus recursos, entonces ellos atacan primero. Y acabo de describir la historia humana durante eones.

De pronto alguno encuentra esa cosa milagrosa que crea algo de luz, tal vez un fósforo. E ilumina, o enciende una vela, quizás. Y a la luz de esa vela, aunque sea un poquito, muchas personas pueden empezar a ver. Y tan pronto empiezan a verse entre sí, se dan cuenta de que se parecen. Y empiezan luego a poder hablar con ellos, porque pueden verlos. Ahora están a su lado, no tanteando en la oscuridad. Y eso crea cosas como comercio y confianza. Dirán “Bueno, ¿qué tienes allí que ha causado esto?” “Bueno, es una vela,” “Ah, yo tengo algo de cera, veré si puedo tener una yo también.” Y así sigue y sigue. Esa es la metáfora de difundir su luz. Toda la idea es que una pequeña luz en un lugar oscuro ayuda mucho.

La otra metáfora, por supuesto, es que la luz es activa y la oscuridad es pasiva. Eso es decir que la definición de oscuridad es la ausencia de luz. No se abre una puerta y la oscuridad se vuelca afuera. Es lo opuesto. Ya ven, donde ustedes ponen luz, la oscuridad no puede existir. Gran metáfora. Y les muestra qué está sucediendo en el planeta.

Cuando tienen una revelación, como está sucediendo ahora mismo, y ocurrirá, es como encender las luces en una habitación que ha estado a oscuras por cien años o más. Y cuando empiezan a hacer brillar una luz allí, todo huele mal, todo está sucio, y ven la mugre de cien años. Y la mayoría de nosotros – quiero decir de ustedes, y en nuestro lado también – no toleran la oscuridad. Y lo primero que quieren hacer es limpiar todo. Porque es donde viven, donde existen.

Entonces esa ha sido siempre la metáfora de la oscuridad y la luz. Un poco más tarde en lo que es la carrera de Kryon, unos 16 años atrás, o más, empezamos a hablar de las almas antiguas del planeta como los faros de luz de la Tierra.

Y eso nos trae a este espacio ahora mismo. Estamos en un edificio histórico, todos nosotros, que está conectado con los edificios alrededor de un antiguo (si quieren llamarlo así) faro de luz. Cuando digo antiguo faro de luz, es que existió antes de la electricidad. Hubo muchos. ¿Qué hacían allí, y cómo lo hacían? Hablaremos de eso en un momento, porque tenemos una metáfora sobre un faro.

Pero hablemos de la metáfora inicial, de lo que es un faro de luz, porque empezamos a llamarlos trabajadores de luz. Trabajadores de luz, todo ese nombre de trabajadores de luz no había estado en uso por mucho tiempo, queridos. No lo encontrarán mucho hace 200 años. O cien años, o cincuenta años. Es un término que muchos empezaron a usar solo en los últimos 20 a 30 años. Y se refiere a un ser humano que verdaderamente trabaja con la luz. Y la metáfora por sí sola les dice qué queremos decir. Pero ¿qué tal si realmente hubiera luz con que un humano pudiera trabajar? En cierto modo, la hay. Y esa luz se vuelve la consciencia que ustedes desarrollan, que emana la maestría que estudian. La capacidad de no reaccionar, la capacidad para observar, la capacidad de tener lo que es la actitud de un Maestro, lento para el enojo, rápido para responder con bondad y compasión. Y eso llama la atención. Rápido para reír, o para la alegría, siempre está allí, porque la sonrisa es algo que los enorgullece. Ese individuo en particular crea otros individuos a su alrededor, que son atraídos por su luz.

Entonces, la metáfora del faro es así. ¿Cuándo son útiles los faros? De noche. De modo que la utilidad de un faro ha sido siempre durante la noche. Y la premisa es esta: que los barcos que entran hacia el puerto dependen del faro para evitar las rocas. Dependen del faro para guiarlos a puerto seguro. De modo que el faro se vuelve algo muy interesante.

El guardafaro, el que enciende la luz, nunca es conocido. Y miles de barcos, en la noche, mirarán el faro y llegarán a puerto seguro sin conocer ni ver al guardafaro. Sin embargo el guardafaro sabe lo que él, o ella, está haciendo, y cuida de tener siempre la luz brillando, limpia, y funcionando, de modo que esos barcos la vean y lo sepan. También saben que si la luz se apaga, muchos estarán en problemas. Esa es el alma antigua.

Si ustedes van al faro en esta propiedad, verán un ejemplo de lo que alguna gente llamaría penuria. No lo era en aquel entonces; era simplemente el deber, simplemente como las cosas funcionaban. Si eras un guardafaro, tenías mucho que hacer. Con objeto de que el mecanismo mismo funcionara, no solo para mostrar la luz, sino para girar para que se viera claramente a 360 grados, a un conjunto de pesas y contrapesas, como un reloj, había que darles cuerda en cierto momento, para que siempre funcionaran y se lograra que girara. No había electricidad.

De modo que se podría decir que el guardafaro era el único que podía hacer funcionar eso; no la compañía de electricidad. Entonces el guardafaro tenía que estar constantemente conciente de dar cuerda al faro. Además, lo que producía luz, el fluido, ya fuera querosén u otra cosa, siempre tenía que estar encendido. En cierto tiempo en la historia era aceite de ballena. De modo que ha cambiado bastante. Pero el guardafaro siempre tenía que asegurarse que hubiera suficiente para conservar la luz encendida. Entonces, este guardafaro en particular, que es la metáfora del trabajador de luz, tiene mucho que hacer.

Queridos, déjenme decirles algo. Si llegan a una etapa donde sienten que están haciendo brillar su luz, a su familia, a otros, al resto del planeta, a quien quiera, no es permanente. Tienen que trabajar en eso. Algunos dicen, “Bueno, estoy tratando de mantener mi factor de alegría todo el tiempo.” Buena suerte. La naturaleza humana es la naturaleza humana. Y hay algunas cosas que les impedirán estar alegres. Cuando tienen dolor, tal vez, o cuando tienen miedo. Y tienen que dar cuerda a ese reloj para entender que vuelven a ese lugar donde pueden empezar a mostrar lo que es la parte divina de ustedes; conservar la luz encendida, solo mantenerla brillando. Ese factor de alegría que tienen, otra vez, es la luz que tienen, solo mantenerla siempre brillando, no es posible. Hay momentos que se apaga, cuando no necesariamente están en su mejor modo. Lo sabemos.

Entonces eso significa que ser un trabajador de luz es difícil, nadie espera, ninguna entidad angélica que los mire, esperaría que lleguen tan lejos por encima de la naturaleza humana que todos sean Maestros. Por eso estamos aquí. Esos guías que ustedes tienen, es por eso que están aquí, para ayudarles a dar cuerda al reloj. Por eso están aquí todo el tiempo, porque cuando ustedes no se sienten capaces de hacerlo, entonces pueden tomar sus manos y sentir algo que los invitamos a sentir. Algo que ustedes piensan que podría ser esotérico pero no lo es. Está en 3D.

De cierta manera, extenderse hacia arriba y tomar la mano de sus guías les infunde paz. El sentimiento de seguridad, la ausencia de miedo. Y aun en medio de pruebas y conflictos, la capacidad de compasión y bondad está allí para ustedes, y eso hace la diferencia.

Entonces, saber lo que saben no significa que son faros de luz. Solo por ser un alma antigua no significa que son faros de luz. Lo que es: saber qué hacer. Cuando no brilla como debe, o el reloj no funciona bien, y el peso no lo hace girar correctamente. Eso hace la diferencia.

Y entonces les decimos estas cosas para que sepan que la ayuda siempre está allí. Ustedes están conectados con su alma. Eso significa que todos están conectados con la Fuente Creadora, de una manera muy permanente, de la que su cultura los ha disuadido.

Que este sea el tiempo en que se examinen a sí mismos y hagan esa pregunta: ¿Es verdad que estoy conectado todo el tiempo? ¿Es verdad que, cuando no me siento dispuesto, o no siento que mi luz esté funcionando, puedo conseguir ayuda? Y la respuesta es sí.

Entonces empiezan a desarrollar el método, y no es el mismo para todos. Simplemente no lo es. Cada uno de ustedes es único y distinto. ¿Cómo se sienten cuando consiguen esa conexión? Eso es diferente para cada uno.

Ahora hay algunos que están tan acostumbrados a esa conexión que pueden realmente describir los escalofríos, o lo que sea para ellos. Otros dicen: “lo que sucede es durante el sueño.” Otros dicen: “tengo que detenerme y estar en silencio, y entonces me doy cuenta.” Y otros están tan acostumbrados a tenerla que simplemente giran la cabeza y guiñan en la dirección correcta. Y allí entran los guías, porque es su señal, porque es la manera de su vida. Eso es un trabajador de luz.

Esta canalización particular es para quienes tienen dificultad para estar siempre en esa alegría, esa compasión, esa bondad, porque no siempre existe, tal vez en su familia, o las personas con quienes están. Y se vuelve algo que ustedes dicen “Bueno, la vida me golpea, y es duro seguir adelante, A mi alrededor hay cosas que me entristecen, y eso dificulta la alegría”. Les digo: pueden crear una burbuja para sí mismos. No los aísla de nadie; los aísla del miedo, los aísla de la oscuridad, los aísla del dolor del corazón – si lo desean. Está siempre allí. Es una invitación a aprender a usarla, a tomarla, es su derecho de nacimiento, es la razón de estar aquí. ¿Alguna vez se preguntaron por qué ahora? ¿Por qué en el Cambio? ¿Por qué están atravesando cosas que son tan diferentes? La respuesta es que ustedes se anotaron para venir. Realmente lo hicieron. En algún nivel sabían lo que había aquí, y eso significa que su equipo de herramientas también se volvió más grande y está justo a su lado. Aprendan a usarlas.

Van a vivir más tiempo. Porque si están en alegría, su cuerpo está saludable. Si están en estado de compasión y bondad la mayor parte del tiempo, el cuerpo no envejece tanto. La enfermedad no se adherirá a alguien que está equilibrado y alegre, ¿sabían eso? Simplemente no le gusta. Existe un equilibrio de luz y oscuridad en la enfermedad. La enfermedad está viva, tiene energía. Algunos incluso dicen que ciertos virus y bacterias tienen una consciencia. Ahora bien, eso no es exactamente verdadero; pero sí tienen una sensación de qué funcionará con su portador – o no. Y es por eso que algunas personas que conocen nunca se contagian nada. ¿Es la primera vez que oyen esto?

Quiero que sepan que hay muchas cosas aquí que a ustedes nunca se las dijeron. No todos los seres humanos son lo mismo, aun cuando sus órganos estén en el mismo lugar. No todos los seres humanos son lo mismo, simplemente porque les puedan analizar la sangre. O mirar en el microscopio y ver que son iguales al que está al lado. No lo son. Y debiera darles la idea de que no lo son, el hecho de que su consciencia, que es energía, es única para cada una de las almas. Los cuerpos que desarrollan, como piensan, lo que hacen, todo tiene un lugar en el planeta, que es visto por el ambiente que los rodea. Muy interesante, en lo que se relaciona con la enfermedad.

Queridos, quiero decirles: la consciencia es la clave. ¿Cuántos de ustedes, en el cierre, han conocido a quienes están comprometidos con la oscuridad? Que están tan inconcientes que traen cosas malas hacia sí diariamente. Ustedes saben también que ellos no viven mucho tiempo. ¿Cuántos de ustedes conocen, o han visto, a un hipocondríaco? Tiene tanto miedo de contagiarse todo lo que está allí afuera, que eventualmente se contagia. No una sola cosa, sino una cascada de cosas, de enfermedades y problemas, y dolores y molestias, y eventualmente mueren.

Acabo de describirles el poder de la consciencia, la manera en que funcionan la enfermedad y las cosas malas. Es casi como abrir la puerta y permitir que entren las cosas. La gente que es víctima es así, dicen “Solo me suceden cosas malas.” Sin entender que ese mero enunciado va a los éteres, y al Campo, y las cosas malas que temen, se alinean para ocurrirles.

Y los que dicen “Yo estoy en un sendero de luz, un sendero de salud,” los que esperan que les ocurran cosas benéficas que les ayuden a ellos y a los que los rodean y a sus familias, parecen tener eso y atraerlas hacia sí. Ley de atracción, dijeron algunos. No lo es. Es la energía de la consciencia. Ustedes la estudiaron hoy, mi socio habló de ella. Esto es lo que queremos que ustedes sepan, en esta canalización del Faro de Luz, y de la energía de la luz que crea una situación donde la oscuridad no puede existir.

Y es hora de dar un poco de cuerda a ese reloj. Yo soy Kryon, enamorado de todos ustedes.

Y así es.

Kryon



Canalización de Kryon por Lee Carroll
En la Isla de St. Simons, Georgia, 30 de enero de 2022
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

300 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo