Mantener la Luz.

Kryon


Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Continuemos con este tema de lo que ustedes podrían hacer para sí mismos. Voy a titular esta canalización particular “Mantener la Luz”. Muchos han dicho “¿Cómo mantengo aquello que yo creo, en un mundo que es más oscuro que lo que yo creía?” Ciertamente, este es un tiempo para revelación; verdaderamente, de revolución en lo que se refiere a luz y oscuridad.

Una cosa que les he dicho sobre un planeta despertando, es que, antes que la luz surja, hay un período de oscuridad, aparentemente especial para el trabajador de luz. Y yo asimilo esto a la metáfora de lo que sucede incluso en su casa, cuando de pronto encienden una luz mucho más brillante que la que hayan tenido antes, y la respuesta es que ven la suciedad. Eso es lo que está sucediendo. Y seguirá sucediendo en este planeta durante un tiempo.

Entonces, en este período de transición hay revelación. Están viendo cosas que no veían antes, porque la luz es más intensa. Ahora bien, para muchos, la percepción es de oscuridad. Dicen: “Hay muchas cosas que estoy viendo ahora que nunca estuvieron allí antes; el mundo se vuelve peor.” Eso es una percepción. ¿Qué tal si la luz se está encendiendo, y las cosas que ahora ven, siempre estuvieron allí? Ahora las están viendo, tal vez, un poco más claras. Y entonces permanece la pregunta: ¿Cómo sostengo mi luz cuando esto está sucediendo en el planeta? O tal vez está sucediendo en mi casa (se ríe). Cuando la luz se vuelve más intensa, ven cosas que no habían visto antes, quizás dentro de sí mismos. De modo que mantener la luz es realmente una buena pregunta.

¿Existe una manera para que ustedes mantengan lo que conocen como actitud amorosa? La percepción conciente que tienen de una Fuente más grande, la percepción que podrían tener del amor por ustedes. Y todas estas cosas parece que se pueden disminuir con la vida. Te da una paliza, como decimos nosotros. Nos damos cuenta muy bien.

Déjenme decirles algo, que hemos dicho antes, a toda alma antigua humana que me escucha ahora: tú no estás aquí por accidente. De verdad. Y lo digo en serio ahora mismo, en esta vida en el planeta atravesando lo que atraviesa; tú planeaste esto. Y como alma antigua, realmente planeaste esto. Eso quiere decir que has pasado por suficientes encarnaciones y suficientes vidas y experimentaste suficientes cosas de modo que estás mucho más preparado para esto que lo que piensas. Y es por eso que estás aquí.

Podría decirse que ustedes son los graduados de la energía. Han visto antes tantas cosas que esta es una más. Y aquí van otra vez. Pero ahora es diferente: esta nueva energía, esta nueva normalidad. ¿Existen pasos que ustedes pudieran dar, de manera regular? Cosas que tal vez podríamos sugerir que hagan, de manera habitual, y que lo hagan en serio, que realmente puedan crear más luz en su vida. La respuesta es sí.

Y todos los facilitadores que trabajan con humanos, saben esto. Se trata de la linealidad que ustedes tienen, se trata de hablar a su subconsciente, se trata de las afirmaciones que hagan. Se trata de mantener la luz en ustedes, y sí, hay algunas cosas que funcionan. Y ustedes podrían decir “Bueno, suena como cosas rutinarias.” Y lo son; y funcionan. Y funcionan porque son una rutina para ustedes. Su subconsciente necesita las cosas que voy a sugerir. Y por medio de la rutina, y la repetición de ellas, lo que eventualmente sucede es que las reconocen como verdad absoluta.

Las afirmaciones. Podrían decir que están reestructurando su subconsciente por medio de la repetición de la luz que van a darle. Empecemos por el principio. Les daré algunas pocas cosas que les ayudarán.


Número 1: cuando se levantan por la mañana, ya sea que estén solos o estén con una pareja, cuando ponen los pies sobre el piso y los mueven, desde donde estuvieron durmiendo, sea lo que sea, tan pronto sus pies tocan el piso, una rutina: piensen para sí mismos, o díganlo en voz alta, según deseen, “Espíritu, gracias por este día. Soy tiernamente amado.” Lo que esto dice es que están agradecidos, y que esperan cosas buenas para ese día. Ahora bien, eso es una actitud que no suele estar cuando bajan los pies y los ponen en el piso. Muchas veces están cansados, agotados, “Oh, otro día más” y estás cansado y te carga el despertar, todas estas cosas.

Y ahora, esto es una rutina. Tus pies tocan el piso; “Gracias Espíritu, por amarme en este día por venir.” Eso es el número 1.

Empiezas a hacer eso todos los días, cada uno. Observa qué sucede. Se trata de la expectativa de lo que vendrá. Muy a menudo la expectativa es de un mal día. Algunos hasta lo verbalizan: “Es otro más. Aquí va de nuevo.” Y dicho sea de paso, esa verbalización le dice al Universo que probablemente vas a tener un mal día (se ríe). ¡Porque eso es lo que estás verbalizando! Debe ser que lo disfrutas. Otra vez: atraes lo que piensas; atraes lo que dices.

Ahora bien, ese fue fácil. Los dos siguientes son mucho más difíciles.

Número 2: Encuentra algo que puedas hacer durante el día que incluya acción compasiva. La acción compasiva es cuando ves algo, o alguien, o una situación, y te detienes por un momento y envías tus pensamientos de energía a eso. La energía es acción, la energía es energía, los pensamientos son energía, (se ríe) Me pueden llamar por eso, energía es energía, (se ríe). Es tan profundo que los humanos lo han pasado por alto: que lo que piensan tiene consciencia, y eso es energía. Puedes enviarlo, como energía. Y funciona. Lo ponen en el Campo, donde sea que quieran que vaya; si lo hacen en grupos es aún más fuerte. De modo que, queridos, les digo: acción compasiva. Encuentren algo, alguien, que conocen o no conocen, para enviarle energía.


Ahora bien; esto es lo que sucede. Se lo hemos contado antes. Hay otra cosa que se desarrolla cuando hacen esto, y eso es una sanación que regresa a ustedes. Lo diré otra vez, porque recién dije, “energía es energía”. Dije energía dos veces, porque en la energía siempre hay un par, en la Física. Todo ocurre en pares. Hay un más y un menos, casi como en un imán, en toda la energía, en toda la Física; hay dos lados de la historia.

Entonces cuando envían acción compasiva, eso es un lado. Lo que sucede luego son dos cosas. Número 1, las personas, o la gente, o una persona, o individuos a quienes se envía, la reciben. Eso es su recepción, esa es una de las energías para ellos, pero también tú tienes otra, algo que viene de vuelta a ti, a tu subconsciente, tu cuerpo, sabe lo que estás haciendo. Y te sientes mejor. Para algunos de ustedes, esto es una experiencia sanadora; enviar compasión, y amor, y sanación a otro, empieza a sanarte a ti mismo.

A eso lo llamaré la Física de la Consciencia. ¿Qué les parece hasta aquí? ¿Es demasiado técnico para ustedes?, que cuando envían compasión reciben algo en retorno. Les diré que algún día tendrán una fórmula para eso, porque habrá un reconocimiento de la Física de la consciencia, medible, incluso su polaridad, y qué sucede a quienes la reciben. Así es de profundo esto, para que ustedes lo hagan. Eso fue el número 2.


Número 3: es difícil. Guardé el más difícil para lo último. En alguna parte del día tienen que encontrar alguna manera de reírse. Y no refiero a simularlo; tiene que haber algo que sea gracioso. Y si no tienen nada que sea alegre y gracioso, en su hogar, en su vida, en su trabajo, vayan a buscarlo. Hay cosas que los hicieron reír en el pasado, vayan a buscarlas. Es un dibujo gracioso, es una historieta, es un chiste. Tal vez es algo en los medios. Lo encuentran y se ríen. Queridos, esto es crítico. Tienen que desarrollar la alegría, de alguna manera, aunque sea una fracción cada día. Incluso en medio de una depresión. Les dije que este era difícil. Encuentren algo que les haga sonreír. Aun si no salen carcajadas de risa, encuentren algo que los divierta, que puedan volver a eso y soltar una risita, y decir “Esto es realmente gracioso”. Acuérdense tal vez de un momento divertido “Esto sí que es gracioso”. O tal vez te ayuda un compañero, “¿Recuerdas aquella vez que hiciste esto o aquello?” y contestas “Sí que lo recuerdo.”

Queridos, estas son las tres cosas que les garantizo que van a crear cada día, vida que tiene luz. Luz, cada día. Manteniendo, conservando esa luz. De eso se trata. Y esto es lo que sucederá. Ahora bien, ni siquiera mencioné las afirmaciones. ¿Lo hice? Esa es otra área para graduados, si quieren empezar a afirmar quiénes son, y tal vez en qué creen. No he ido allí, porque las primeras tres que les di son personales, cosas que pueden hacer ustedes para sí, que pueden entender que son más concretas que creer en otras cosas o leer alguna afirmación. Hay otras cosas que cada uno de ustedes puede hacer, que marcarán tanta diferencia, un día tras otro, para mantener la luz.

En la mañana, durante el día, durante la noche, en cualquier ocasión que quieran. Estas son. Les damos estas cosas en amor, porque vemos la luz que está llegando a este planeta, y queremos que estén allí, entendiéndolo, regocijándose, y sosteniéndola.

Yo soy Kryon, enamorado de la humanidad.

Y así es.

Kryon


Canalización de Kryon por Lee Carroll
Miércoles de Sanación - 16 de marzo de 2022
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

183 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo