Crucen por el puente conmigo. Seattle. Dia 2.

Kryon


En este Círculo del Doce, además de explicar muchas cosas, Kryon nos lleva a encontrarnos con nuestros guía, ¡y ¡les podemos hacer preguntas!
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

Círculo del Doce


Saludos, queridos, Yo Soy Kryon.

Acérquense un poco más. Bienvenidos a la meditación rosa, morada, viscosa (risas) Este es el Círculo del 12, y es un momento en que hacemos lo que está más allá de lo que esperarían. Quienes han sido parte de esto muchas, muchas veces, entienden lo que se requiere para hacer esto. Deben suspender todo lo que les han enseñado respecto a qué es posible dentro de su espiritualidad.

Nuevamente, incluso desde anoche, les recuerdo que ustedes, como seres humanos, viven y respiran en cuatro dimensiones. Y esa es su vida. Y aun cuando la ciencia ha descubierto muchas dimensiones más, todavía viven en cuatro. ¿Qué tal si les digo que la cantidad de dimensionalidad es infinita? Incluso aquello que ustedes llaman dimensionalidad está retrabajada para un escenario diferente de dimensiones. Es mucho más complejo que lo que ustedes creen. Y lo que hace es – yo diría – abrir puertas de percepción, posibilidades de lo que también podría haber allí.

La luz que ustedes ven está limitada a lo que sus ojos pueden ver. Los olores que ustedes tienen, están limitados a lo que su cuerpo puede hacer. ¿Qué tal si eso fuera diferente? ¿Qué tal si pudieran ver todos los largos de onda que existen en todas las dimensiones, y oler todo lo que existe en todas partes? Incluso en otros planetas.

Les digo estas cosas porque quiero abrir esa posibilidad de que todo eso puede existir, que existe en otro lugar, no aquí. Y sin embargo, aquí al mismo tiempo, y no en otro lugar. Cuando hablan de ser multidimensionales, realmente interfiere con la lógica. La lógica se basa en la linealidad. Ustedes son criaturas lineales, todos los humanos. Piensan de maneras lineales. Tienen jerarquías, tienen enigmas que resuelven de maneras lineales. Pero nada de eso se aplica cuando ocurre la multidimensionalidad. Pueden tener cosas dentro de cosas. Pueden tener cosas sobre, dentro y alrededor, al mismo tiempo, las ven y no las ven.

¿Alguna vez han tenido sueños vívidos? En los que ocurren muchas cosas que no tienen sentido. Cuando están mirando a un escenario de existencia, cuando cierta gente en el sueño no debiera estar allí, porque algunos han muerto, y otros todavía están. O algunos son diferentes incluso de como ustedes los recuerdan. Casi todos los sueños que podrían tener, tienen un elemento de multidimensionalidad. Eso es lo que hace su cerebro. Y no tiene sentido. De hecho, algunos sueños ni siquiera pueden recordarlos. O bien los recuerdan vívidamente y no pueden explicarlos, porque son simplemente extraños. Eso es multidimensionalidad. Y sin embargo, les pedimos que vayan allí.

Este es un tiempo nuevo, queridos. Y las almas antiguas tienen lo que yo llamaría un derecho, un linaje, que es este. A medida que despiertan a una verdad más grande, no reconocida, quiero que se digan para sí mismos: ¿Qué podría haber, que nadie me ha dicho nunca? ¿Qué hay, más grande que lo que me han dicho? Y es esto. Esto es solo una de muchas cosas.

Un Creador con amor incondicional, del que realmente tú eres parte. Dios en ti, como decimos nosotros. Si incluso desean usar la palabra “Dios”, que es limitante, debido a lo que les han dicho. Pero los invitamos nuevamente a esto, este ejercicio, esta visualización, este episodio, de ir por un puente, y siempre habrá un puente, porque es la metáfora de moverse desde un lugar a otro. No abren la puerta; tienen que cruzar por el puente. El puente representa cualquier cosa que pasa sobre un abismo porque hay una diferencia entre ambos lados. Van desde lo que hoy les resulta cómodo y que hoy conocen, como seres humanos, hacia lo desconocido de eso que es su hermosa alma.

Ahora bien, en este ejercicio cruzan por un puente y van allá, pero lo real es esto: su alma está siempre sobre ustedes. Puede que realmente hayan oído la palabra merkaba, merkabah. Eso es una representación; lo mejor que podían hacer para darles la idea de que existe algún tipo de burbuja de energía espiritual que es invisible, alrededor de ustedes. Y la hay. Ocho metros de ancho; 25 o 26 pies. Cada uno de ustedes la tiene. Y eso no es realmente su alma; eso es un pedazo de ella, que entra con ustedes. ¿Ustedes se dan cuenta de que allí, sentados en esta sala, cada uno está en el campo de cada uno de los demás? Eso es importante. Porque ahora ustedes se dan cuenta de cómo, a veces, se transmiten algunas cosas y se reciben, cuando no se dice nada; que pueden sentir alegría o enojo desde el otro lado de la sala. Eso son sus antenas de esa burbuja de energía. Y eso es solo el comienzo de cosas que son invisibles y que realmente no pueden explicar.

Los invitamos otra vez, dentro de un momento, a hacer ese viaje a través del puente conmigo, y les haré encontrar uno de los elementos más confusos de su vida, su vida espiritual. Hemos hecho esto antes, pero no tal como ahora.

El puente, si quieren visualizarlo o no, existe, se extiende por encima de un abismo. El abismo puede ser grande o pequeño, el puente puede ser gigantesco o estrecho, no importa; decídanlo ustedes. Pero en mitad del puente hay niebla, y no se puede ver más allá de ella. Esto requiere intención, y fe en que se mueven hacia un lugar seguro, que no pueden verlo desde donde están. Ahora bien, eso también es una metáfora de que casi todo lo que están por experimentar, que tiene multidimensionalidad, es invisible. Invisible para su dimensión, para sus ojos. Pero no es invisible, casi nunca. Va a haber un tiempo, tal vez, cuando ustedes serán capaces de ver estas cosas más claramente. Llegando a su planeta, en algún tiempo. habrá un invento. Y será técnico. Será de la Física. La capacidad para ver la multidimensionalidad en algún nivel.

Y yo les diré esto: cuando eso ocurra, digamos que se puedan poner los anteojos de multidimensionalidad, tecnología, y puedan mirar alrededor, les quitará el aliento, porque hasta las rocas van a tener ciertas clases de multidimensionalidad. Y van a ver a los seres humanos de manera diferente. Revelarán campos que ustedes nunca supieron que existían, y mucho cambiará. Una experiencia de “ajá” cuando vean la realidad de las cosas invisibles a su alrededor. Ahora bien: eso es Física, y eso también está en camino.

Me encantaría cruzar por el puente con ustedes esta noche y llevarlos a un lugar confuso. Vengan, tomen mi mano, vamos. Crucen por el puente conmigo, pasemos por la neblina y la niebla, y al hacer eso, nuevamente llegamos a este lugar – si quieren llamarlo así – cuyo aspecto es cualquiera que ustedes quieran. Pero es el Hogar. Es para siempre. Esto es eterno. Aquí es donde pertenecen.

Ustedes estaban aquí antes de que se creara este universo, antes de la formación de la Tierra, y estarán aquí mucho después de que todo eso desaparezca. Es la cosa más bella que puedan imaginar. Llena su corazón con solaz, amor, consuelo, seguridad. Realmente es aquí donde pertenecen. Ustedes vienen a la Tierra solo por un tiempo breve; ustedes saben eso. Y luego vuelven, y vuelven, según su propio programa, y ustedes eligen. Aquí no hay “tienes que”; no hay “debieras”. Solo hay amor.

Esta Tierra está floreciendo, aun mientras se sientan aquí, hacia algo que no era ni siquiera cien años atrás. Apenas si pueden esperar para regresar, porque de pronto son parte de la Luz, y quieren volver y difundirla, y verla crecer, y difundirla y verla crecer, porque saben lo que es posible. Eso se lo mostraron las Madres de las Estrellas, y de donde vinieron ellas. Un lugar muy similar.

Si quieren saber su origen, yo les he dicho eso. Busquen el cúmulo estelar más cercano al suyo en años luz. Y de allí es de donde vinieron. ¿Es posible que existan algunos iguales a ustedes, con el mismo aspecto, que realmente han pasado por la ascensión? Y parte de su alma se establece en ellos de tal manera que ustedes no pueden distinguirlos de los ángeles. Ellos existen en otros lugares del universo. Y la respuesta es sí.

¿Es posible que los que han visto ángeles y lo han informado, no hayan visto ángeles en absoluto? Podrían haber venido de esos lugares. Queridos, todas estas preguntas serán respondidas algún día. Cuando se enteren de la verdad, les quitará el aliento.

Ya has pasado el puente y es momento de pasar por una entrada. Una entrada sin puertas, dijimos eso la última vez, y lo decimos todas las veces. Eso es una metáfora; no necesitas abrir la puerta. Pero tienes la opción de entrar a otra energía de aprendizaje. Si tuviera una puerta, entonces tal vez se necesitaría una llave. Pero no es así. Porque tú eres todo allí; es tu lugar; es tu alma. Esa alma tuya es más complicada que cualquier cosa que pudieras imaginar alguna vez. ¿Cuán complejo es Dios? Así es tu alma, porque es parte de la complejidad del Creador mismo. Entonces estamos simplificando mucho esto para ti, para que tenga sentido en 3D.

Pasas por la puerta y entras en otra sala, tal como ayer, otra sala. En esta tienes cuatro sillas. Tienes la tuya, y hay tres frente a ti. Va a haber otra discusión (divertido). Esta va a ser muy confusa. Te sientas en la silla, porque ahora entiendes que es un lugar seguro. Estás en el Hogar y vas a conocer a alguien. Tal vez sea un grupo de alguien. Y aquí es donde confunde, porque vas a entrevistar a tus guías.

Empecemos aquí. ¿Has notado que muchos de los sistemas espirituales del planeta tienen algo en grupos de tres? El sistema principal en tu cultura tiene el tres en uno (N.T. la trinidad). Ellos han separado a Dios en tres partes. Dejen hacer a la humanidad y cortará a Dios en tres partes. Pero ¿por qué tres? Miren a otros sistemas. También hay un trío, una triada – el 3 es importante, de algún modo, de alguna manera; por supuesto, también es parte del 12.

Pero ustedes siempre oyeron, quizás en lo que llaman metafísica, esoterismo, que tienen tres guías. ¿Qué significa eso? ¿Quiénes son? ¿Qué son? ¿De dónde vienen? Aparecen ante ti; te quita el aliento. Tú conoces a estos tres; los conoces como te conoces a ti mismo. Cuando estás en el Hogar, estás con ellos. Cuando estás en la Tierra, ni siquiera sabes que existen. Ningún sistema espiritual te dice que tienes tres guías. Estás por tu cuenta, en casi toda tu espiritualidad. Estás por tu cuenta, para comportarte o no. Para no ser capaz de hablar a Dios directamente, no realmente. Siempre hay algo, algún Maestro, alguien, algún humano; tienes que pasar por ellos para llegar a algún lado. Tal vez ni siquiera a algún lado. Y entonces, cuando mueres, bueno, esa es otra historia.

Queridos, es más grande que eso. Su alma es el rostro de Dios. Están en ella, ahora mismo. Y los guías están allí, y los miras y te miran, y empiezas a reír (se ríe) porque los reconoces. Pero no tienes el intelecto, en el momento de estar en el Hogar, porque has venido de lo que es la Tierra, y estás simplemente tocando esa parte de tu alma y aprendiendo quién eres, qué hay disponible, cómo funciona, ¡a una escala tan grandiosa!

He hecho esto casi cien veces contigo, y cada vez se revelan cosas sobre ti. Sobre ti en la Tierra, y lo que podrías tener allí y que no conoces. Mucho más grande que lo que pensabas que eras. Mucha más ayuda que la que pensabas que tenías. Y empiezas a hablar con los guías, y dices “Los amo”. Y ellos dicen: “Es por eso que estamos aquí, porque nos amamos uno a otro.”

Y tienes muchas preguntas. Lo primero que quieres saber es: “¿Quiénes son ustedes? ¿Quiénes son realmente? Digo, ¿de dónde vienen? ¿de qué parte del alma? ¿Y cuál es el sistema aquí?”

Y los guías se sientan y sonríen, y se ríen un poquito, porque siempre es divertido. Y dicen: “Querido -tu nombre va aquí – Querido; nosotros somos tú” Y tú podrías decir: “¿cómo es posible eso?” Y ellos dirán: “Porque el alma tiene muchas partes” Y las hemos llamado partes, aquí, solo para ti. No son partes en absoluto; son dimensiones. Son conceptos. Son emociones. Y son todas parte de lo que es tu alma. Y te recuerdan que tu alma, también, no está fragmentada sino combinada con muchas otras almas. Es muy compleja. Lo llaman compartir el alma. Y las cosas que pasan después de que mueres; parte de ti permanece en la Tierra, y parte viene al Hogar, y… es demasiado para saber. Pero es magnífico para pensarlo; cosas que nunca te dijeron, son parte de ti.

“¿Ustedes quieren decirme – tú les dices – que mientras estoy en la Tierra están conmigo y son parte de mí, pero son mis guías al mismo tiempo?” Y ellos dicen “Es correcto”. Y entonces empiezas a mirarlos un poco más de cerca. Y tienen tu mismo aspecto (se ríe). Allí vamos otra vez: todo tiene tu aspecto, en este lugar. ¿Recuerdas el tú más grande? Pasó lo mismo.

¿Cómo es posible? ¿Cuántos tú puede haber? ¿Cuántos mí puede haber? Y la respuesta es sí. Esto es complicado. Y empiezas a preguntarles esto: “Me gustaría activarlos, mientras estoy en la tierra. Quiero activarlos porque los necesito.” ¡Oh, los guías se divierten tanto! Y te dicen: “Te amamos tanto, querido, estábamos allí cuando naciste. Estamos activados, 100% del tiempo.” Y te rascas un poco la cabeza y dices, “Bueno, si ese es el caso, por qué no los dejo hacer algunas cosas, ¡y guíeme, guías! ¿Por qué cometo todos esos errores? ¿Por qué piso dentro de todos esos pozos?” Y ellos te miran y dicen: “Nosotros nos hacíamos la misma pregunta. Por qué, realmente. Porque tienes libre albedrío, para sentirnos o no. Te hemos tocado muchas veces con amor; hemos estado en tus sueños. Sostuvimos tu mano, extendimos nuestra mano hacia ti cuando no querías ninguna mano extendida. Hemos estado contigo toda tu vida. Y te has separado de nosotros tan completamente- tu elección.” Y podrías decir: “No tenía idea. ¡No tenía idea!”

Y aquí es donde se pone complejo, porque empiezas a preguntar, “¿Qué puedo hacer, diferente, en este punto del tiempo? ¿Cómo se manifiestan ustedes? ¿Cómo me guían? ¿Qué hacen? ¿Qué debiera yo buscar?” Y si pudieran, ellos extenderían su mano, pero no lo hacen mientras estás allí. Todavía no. Y dirán: “Cálmate y escucha. Estas son tus instrucciones. Esto no tendrá sentido para ti, pero aquí va. Quédate quieto y sabe que eres Dios.” ¡Oh, oh! Lo que están diciendo es que tú eres una criatura divina, desde esta alma, visitando este planeta, y del linaje del Creador. Y que en cualquier momento que empieces a asumir eso, y entender eso, sin resolverlo, tus guías son entonces parte de ti. Ellos representan – te dicen – la intuición. Representan cómo moverse y adónde ir. Representan lo que son tus metas. Incluso son parte de darte la intuición de tus metas mismas. Te ayudan a decidir qué quieres hacer. Están allí como parte de ti. Todo el tiempo. Y hay mucho que tú pones delante; una barrera, una creencia.

En parte porque nunca te lo dijeron. Pero incluso los que están en la metafísica y saben que tienen guías, no saben eso. Tienes que dejarlos trabajar. ¿Y quiénes son ellos? Son parte de ti. Y es por eso que se siente como que son parte de ti. Es por eso que no necesitas hacerles preguntas. Porque ellos son tú. Tanto así, que cuando los dejas entrar se siente que ha entrado el amor. ¿Ya estás confundido?

¿Puede ser tan simple? Siempre lo ha sido. Los humanos quieren hacer difíciles las cosas. ¿Qué tal si les pregunto esto? Y he dicho esto muchas veces. Muchos de ustedes, cuando se van de este lugar, y quizás van a su casa, se suben a su coche y ¿qué es lo primero que hacen? Déjenme decirles. Esa máquina es compleja. Tienen que ir a la guantera, sacar el manual y leer sobre el motor de combustión interna. Por supuesto que lo hacen. Y quieren saber sobre la transmisión, ¿no es así? Y la respuesta es: “¡Eso es ridículo!” Sí; arrancan y pisan el pedal del acelerador. ¿Realmente? ¿Puede ser así de simple? ¿Y todo simplemente funciona? (se ríe) ¿Entendieron la metáfora? Ustedes no han complicado eso; se hizo fácil para ustedes. Las cosas funcionan; simplemente funcionan.

Y también lo hacen espiritualmente, si no complicas lo que piensas que es un sistema para que vayas de A a B. No hay sistema: solo hay amor. Pueden citarme en eso, si quieren. Es hermoso

Quiero dejarlos allí, hablando con sus guías. Porque se vuelve aún más confuso. Porque empiezan a contarles sobre las piezas y partes que ellos representan, que ustedes nunca supieron siquiera. Empiezan a hablar sobre su infancia, cuando los dejaron entrar, cuando eran muy jóvenes. Ellos eran sus amigos imaginarios., y cuando ustedes crecieron, ellos se fueron, cuando a ustedes les enseñaron a no verlos, o tal vez se volvieron lógicos. O les dijeron que no podían hacer eso. Creo que pueden ver adónde va esto.

Queridos, ustedes son profundamente amados por una Fuente Creadora, esa simplicidad única, en todo lo que quieren, hablando consigo mismos, librándose del miedo, moviéndose desde A hacia B espiritualmente, todas las cosas que ustedes han establecido. Es fácil, cuando simplemente los dejan entrar.

Quédense por un rato. Solo un rato. Y piensen en lo que les he dicho. Tal vez, en algún punto del tiempo, serás capaz de, nuevamente, decir “Gracias, guías. Ahora ya sé. Gracias por estar siempre conmigo, incluso cuando yo nunca los reconocía.” Ellos se sentaron contigo cuando llorabas, y nunca supiste que estaban allí. Y en cualquier momento que quisieras podías hacer su activación, porque siempre estaban listos. No hay nada igual. Sintiendo eso que es Dios dentro de ti, manifestado en tu corazón.

Yo soy Kryon, enamorado de la humanidad.

Y así es.

Kryon


Canalización de Kryon por Lee Carroll
Seattle, Washington – Día 2 - 11 de septiembre de 2022
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

62 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo