Un corazón amoroso discernirá esta verdad.

María


Amados Seres,

Vengo en las alas del amor! Hay muchas cosas que están cambiando en el mundo que los rodea y ustedes lo ven a diario. La bendita Tierra se mueve y se sacuden las energías oscuras y estancadas que han impedido a sus habitantes realizar su potencial superior. Ya que es un tiempo de prueba para muchos miembros de la población mundial, también es un tiempo para que se experimenten y sientan muchos milagros maravillosos. Un corazón amoroso discernirá esta verdad.

En las alas del amor, los ángeles se apresuran al lado de aquellos cuyos corazones claman por su ayuda e intervención y se ha evitado que ocurran muchas tragedias potenciales. Los reinos angélicos sirven a la Fuente de la Esencia Radiante y uno puede estar seguro de su presencia y apoyo continuos porque siguen la voluntad de la Divinidad en todas las cosas. A diferencia de la humanidad, a quien se le ha dado el don del libre albedrío, los ángeles son emisarios Divinos de la Luz y el amor de lo Divino. Su servicio se realiza para la gloria de Dios, el Creador de Todo.

Muchos seres angelicales rodean a cada persona en el planeta durante estos tiempos, ayudando a cada individuo a encontrar su fuerza y conexión con su propia fuente superior de sabiduría, sanación y protección. Muchas personas pueden dar fe fácilmente de la guía que han recibido que los mantuvo fuera de peligro y tienen mucha gratitud en sus corazones por esta intervención Divina y que prestaron atención a la guía interna dada y por lo tanto ellos y sus seres queridos se mantuvieron a salvo.

Muchas personas se han vuelto a reconectar a lo Divino durante los tiempos turbulentos que están experimentando. Se están reconectando con la fe que sintieron cuando eran niños, al creer que había un poder superior que iluminaba su existencia terrenal. Sus corazones se han abierto una vez más a las simples verdades del espíritu: que cada individuo posee la gracia divina y la bondad innatas de los ángeles dentro de sus propios corazones y almas. Alabamos la resiliencia y la esperanza del espíritu humano!

Mientras los cambios en la Tierra continúan, la humanidad se está uniendo entre sí en amor, compasión y verdadera hermandad, dejando atrás para siempre el miedo y la incredulidad que obstaculizaron su confianza en sus semejantes. Este avance fomenta los sentimientos de unidad y unicidad entre sí y dentro de su comunidad. El amor se convierte en la moneda de intercambio entre las personas y esto a su vez, levanta el ánimo de todos al expresar su gran capacidad de amarse, cuidarse y aceptarse unos a otros. Y así, lo que parece y se siente como desastroso en sus consecuencias está sacando a relucir lo mejor del corazón humano.

YO SOY la Madre María



Madre María-Mensaje Noviembre 2023
A través de Marlene Swetlishoff
www.therainbowscribe.com
Traducción: Alicia Virelli

166 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo