Nuevo comienzo. II

Varios/Otros


Nadie puede hacer el trabajo de ascensión espiritual por otro, es una tarea individual.

–¿En caso de que argumenten que deben trabajar para mantener su hogar?, – dije.

–Los pases, la fluido terapia, transmisión de energía o como le quieras llamar, provienen del Fluido Cósmico Universal también llamado “Prana” en la India(*).

(*) Denominado “Ki” en Japón y “chi” en china. Es el mismo Fluido Cósmico Universal, definido con éste nombre en la codificación realizada por Allan Kardec. Recomendamos para mayor estudio consultar: “El Libro de los Espíritus”, codificado por Allan Kardec, las respuestas dadas por el plano superior a la pregunta 27 y subsiguientes. (Nota aclaratoria). 8 Mateo, 10:8. Una ampliación mayor y racional encontrarán en: “El Evangelio según el Espiritismo”, codificado por Allan Kardec. (Nota aclaratoria).

Por lo tanto, ¿qué cobrarían? ¿Lo que no les pertenece? El fluido cuando se lo pide con una oración sincera salida del corazón, atrae estas energías, las absorbe el cuerpo físico que las exterioriza con la voluntad de nuestro propio espíritu, pensamiento, sentimiento y de acuerdo a la cualidad que le imprimimos, el plano espiritual los mezcla con las espirituales, para de esta manera envolver a la persona necesitada, tanto encarnada como desencarnada. ¿Cómo cobrar algo prestado transitoriamente? Por otra parte nuestro Maestro ya nos enseñó, no sin otra razón de la que acabo de decirte, “…de gracia recibisteis, dad de gracia”.

–Además, –continuó–, siempre repetimos lo mismo, antes que nada todo deber comienza por casa. Vemos muchas personas con el pretexto de alejarse del hogar, el cual es el primer lugar en que están situados para germinar allí mismo, antes de comenzar cualquier otra tarea exterior.

Deben hacer todo el esfuerzo viable en los casos de incomprensiones ya que después tendrán la conciencia tranquila de haber hecho todo lo posible en la labor del Bien. Es preferible dedicarle media hora a la semana orientando un semejante, ganando el sustento con un trabajo común como el resto de la gente, viviendo como los demás, y no consagrarse todos los días y cobrando por ello y mucho menos descuidando la familia. Deben florecer donde Dios los plantó con frutos de tolerancia y Amor. Esta cuestión no puede tener equívocos, se valorará más ese pequeño tiempo con sudor donando parte de sus momentos disponibles que lucrar todos los días aislándose de sus responsabilidades más inmediatas.

El trabajo cotidiano y en contacto con otros semejantes es la prueba irremplazable por la cual necesita atravesar, para perfeccionar su carácter…

Hizo una pequeña pausa para que meditara en los conceptos transmitidos y prosiguió.

–El tema de las incomprensiones tiene su límite también. Una vez que transcurrió el período de prueba, la tarea exterior se da espontáneamente conducido por sus guías espirituales, luego de demostrar el merecimiento para ser asistidos a fin de poder ayudar, por supuesto si ése es el deseo. Si te reprenden permanentemente en tu hogar por hacer el Bien y la incompatibilidad ya se torna insostenible, es otra cosa, porque es un patrimonio tuyo que debes cuidar. El derecho de cada uno termina donde comienza el de los demás. Si no quieren trabajar ayudando desinteresadamente, tampoco te lo pueden prohibir, no estás haciendo nada malo.

Aquellos que cobran y lucran con el dolor ajeno, ya tuvieron su recompensa económica en la Tierra y al llegar a este otro lado de la vida se arrepienten en haber fracasado en la prueba que ellos mismos pidieron, porque ya tuvieron su recompensa, no tienen nada que reclamar aquí salvo pedir otra nueva existencia porque con lo recaudado en su vida física, compensaron y anularon la espiritual, pudiendo haber colaborado desinteresadamente en base a la caridad silenciosa y anónima, perdiendo una preciosa oportunidad de evolucionar haciendo el bien por el Bien mismo. ¿Quedó clara esta cuestión, David?

–Más que clara, –respondí alegremente–. Ahora, si no te incomodas, quisiera que me amplíes el tema del libre albedrío con respecto a los médiums.

“La sonrisa de mi mentor espiritual era agradable, transmitía mucha paz y serenidad. Me encantaban estos diálogos mentales cada vez que tenía un tiempo disponible y aparecía. Sentía que mi alma se llenaba de cariño y comprensión frente a los instantes que muchas veces sentía soledad”.

–Por supuesto, David. Los espíritus serios y elevados jamás interfieren en el libre albedrío. Muchas personas van a consultar sobre parejas; un amor no correspondido; otros quieren que se les hagan “amarres” por la posesión desmedida que desean sobre otra persona para que vuelva con ella; algunos solicitan la intervención espiritual de trabajos para ascender en sus puestos laborales por encima de un compañero, y lamentablemente vemos los que por envidia y odios quieren destruir a su semejante a través de la magia negra… Aquí notarás que tanto el médium como los espíritus que lo asisten son de naturaleza diferentes, inferiores y malignos, atrayéndose mutuamente por la ley de atracción, sintonía mental y emocional, en donde siempre hay dinero de por medio y solamente esto último ya debería ser una alerta para desconfiar, tal como el plano espiritual superior previene en “El Libro de los Médiums”, codificado por Allan Kardec en el año 1.861, teniendo plena vigencia estas advertencias en la actualidad, por lo explicado anteriormente.

En consecuencia tanto espíritus como médiums dedicados al Bien, son completamente distintos en sus estados vibratorios, en ayudar desinteresadamente donando parte de su tiempo libre y por lo tanto la atracción y sintonía entre unos y otros también son opuestos a los que te nombré antes. Como sabes, los primeros son criaturas espirituales que están momentáneamente en estos estados, ya que el mal no es eterno, es ausencia de Amor en sus corazones, por lo tanto pasajero, caso contrario se anularía uno de los atributos del Creador que es: “único”. En consecuencia habría varios dioses iguales y opuestos desde la eternidad, cosa que es absurda. La vida se encargará con el tiempo de llevarlos por la senda del respeto haciéndolos reaccionar a través del dolor, si es que no aprenden por amor.

“Pensé que éstos conceptos básicos y sencillos serían de gran ayuda y auxilio para las personas desprevenidas que se asombraban ante médiums inescrupulosos, pensando que las “precisiones de sus adivinanzas” los convertían en “infalibles”. Pero todo obedece a leyes de la naturaleza y una vez conocidas sus causas se dan cuenta del engaño a que estuvieron sometidas”.

–En este sentido, –explicó Federico–, nosotros somos constructores de nuestro destino y es justamente a través de los errores y aciertos que vamos aprendiendo, creciendo, madurando, ya que nadie puede quitarnos la libertad de decidir, debido a que si no asimilamos la lección que la vida nos presenta, ésta se repetirá las veces que sean necesarias hasta comprender qué es lo que tenemos que aprender y no al revés, en que las personas se preguntan por qué la vida la castiga. Deben aprovechar el tiempo de exámenes mientras están en la Tierra para luego poder acceder a mundos superiores. También quiero aclararte una cuestión que está de “moda” en los actuales días en tu mundo y es el de los famosos “Registros Akáshicos”, es decir, lo que fueron en vidas pasadas. Aquí quiero ser muy preciso. Para un encarnado que vive de “ésta profesión”, es absolutamente imposible que penetre en las colonias espirituales donde nos situamos la mayoría de nosotros y los guías espirituales de las personas.

Y en caso que le estuviera permitido recorrer dichas colonias, de ninguna manera tendrían acceso a los gabinetes de los edificios en donde se encuentran grabadas las vidas de los seres humanos de ése país y ciudad. Respetamos en la psicología la regresión de memoria empleado por profesionales preparados a tal fin, siempre que sea a través de la hipnosis profunda y no influenciados a recordar su pasado, ya que se mezclan muchos estados mentales con acontecimientos del momento. El estado hipnótico profundo consideramos el más acertado pero es poco el porcentaje de personas que pueden ser llevados a ése trance y por lo general casi siempre hay una influencia espiritual de su guía para ayudar cuando se lo realiza seriamente. Entonces David, ¿cómo es posible que con un curso de unos meses, semanas y hasta un fin de semana como estamos observando te “enseñen” o digan qué fuiste en vidas pasadas?

¡Hasta dan certificados para que tengan salida laboral cobrando un sobreprecio! ¡y lo peor todavía es que dicen leer los Registros! Ego, orgullo, vanidad y mercantilismo. No importa qué fuimos antes sino cómo somos ahora. No tiene sentido saber si hemos sido personajes conocidos anteriormente cuando en la actualidad no tenemos el coraje de ayudar a un semejante nuestro sin esperar retribuciones de ninguna clase, menos monetaria, ya que somos nosotros quienes influimos en los médiums como simples intermediarios a través de la inspiración para calmar pesares.

Personas desesperadas y vacías por dentro buscan apoyo en seres inescrupulosos, aunque reconocemos que muchos no lo hacen de forma intencional, por eso no generalizamos. Apenas les hacemos una seria advertencia que tendrán que rendir cuenta del abuso de sus facultades espirituales y cómo las usaron en beneficio propio. ya cobraron en la Tierra, por lo que llegado el día que partan de la misma, no tendrán nada que reclamar en el plano de los espíritus. ya percibieron sus haberes materiales anticipadamente y no de la mejor manera. Quedó anulado el bien de forma desinteresada, se compensó una cosa con la otra permaneciendo estacionados nuevamente. No hubo una verdadera evolución donde el corazón participó desinteresadamente.

Cuando parten hacia a éste lado de la vida, llegan y se lamentan amargamente al observar todo de manera espiritual, de la oportunidad única que tuvieron de progresar pero lucraron con esta facultad mediúmnica que todos los seres humanos la poseen en diferentes grados. “Siendo esta facultad inherente al hombre, no constituye, por tanto, un privilegio exclusivo de determinados individuos”. En éstos casos, sí reconocemos que hay espíritus que se burlan y pueden dar acontecimientos a veces precisos y otras no tanto a los médiums para que la persona quede impresionada y de ésta manera dominarla más aumentando sus lucros gananciales. De éste lado se ven muchas cosas, pero al partir de la Tierra éstos seres desencarnados les cobrarán a dichos médiums los “favores” recibidos esclavizándolos por un tiempo más o menos prolongado, en lamentables y penosas agonías ya que forman grupos compactos de las sombras…

“Quedé sorprendido una vez más con la claridad que Federico elucidaba mis dudas. Sin libre albedrío no podemos crecer, evolucionar, avanzar. Nos acostumbraríamos a depender siempre de alguien más”.



Extracto de: La nueva era terrestre según los Pleyadianos. Carlos Levin

113 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo