Proyecto Banco del Parque. Fase 2.1

Varios/Otros


Jim Self - Proyecto Banco del Parque

En enero se ha iniciado la segunda parte del Proyecto Banco del Parque.
En esta segunda fase solo se inscriben quienes ya han participado en la primera fase.
No obstante, me han dado permiso para publicar la transcripción/traducción y compartirla, de modo que aquí se las envío.
No hay enlace para ir a la página de Mastering Alchemy para escuchar la grabación, ya que para eso hay que estar inscripto en esta segunda etapa.
Quien desee escuchar la grabación en español, me la puede pedir y se la enviaré por WeTransfer.
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

Proyecto Banco del Parque Fase II

¡Hola! Bienvenidos, como siempre. Qué lindo estar aquí.

Este lugar en que nos encontramos es interesante, muy, muy interesante. Estamos en un viaje, y esta es una extensión del viaje que hemos hecho hasta ahora, pero estamos en un viaje. ¿Has estado alguna vez en una experiencia en que estás viajando hacia algún lugar, y viajas con otra gente? Podría ser a una conferencia, o unas vacaciones, y te vas a reunir en el aeropuerto con toda esta gente con quienes viajas. Y es excitante, y es feliz, es una experiencia en que la gente se engancha y la espera con ganas. Recuerda esa experiencia, siente ese sentimiento. Simplemente estamos en un viaje, es un viaje interesante, estamos reuniéndonos, felices, es excitante.

Y nota que estás de acuerdo en estar aquí, un acuerdo para ir en este viaje. Nota el chakra corona, con esa luz verde dorada muy hermosa; ese es el acuerdo. “Estoy de acuerdo en esto, vamos a hacer esto, vamos de viaje.” Y en esa excitación, también nota cómo estableciste emocionalmente este viaje, cuáles son las palabras, qué quieres experimentar, cómo quieres disfrutar. ¿Cómo serían esas palabras, para ti? Siente esas palabras, junto con la sensación de excitación. Muy relajado, muy natural. Excitante, ver gente que no has visto por algún tiempo.

Estamos en ese viaje que iniciamos el año pasado, oh, realmente no es así, eso empezó un largo tiempo atrás, pero para este propósito. Repasemos un poco algunas de las cosas en que nos ocupamos en este viaje. Hay mucha información presentada en este viaje. Aprender a usar esa bella luz magnética azul eléctrico para atraer desde lo no físico. Atraer la consciencia, luz y amor desde lo no físico hacia la forma física. Tu consciencia. Desde el aspecto no físico de ti hacia el tú físico. Usar un aspecto vibratorio del respeto, y respetuosidad, para empezar a ver esta arquitectura de quinta dimensión, un nuevo reino de consciencia, usando esa luz azul eléctrico para empezar a construir la estructura. Así empezamos a construir la arquitectura, el contenedor, el campo contenedor para contener la luz a extraer de la consciencia crística sostenida dentro de la estrella tetraédrica dorada que está dentro del santuario del Corazón Sagrado.

Y luego en el amor, así como es atraído al diamante rosa, creando esa irradiación de luz rosada viviente expresada como el amor de la consciencia crística. ¿Puedes sentir eso? tú lo creaste.

Y con objeto de crear una nueva estructura externa, primero es necesario construir la estructura interna. De modo que cambiamos esa luz rosada viviente no física en amor, y cristalizamos la estructura molecular física de las células dentro del cuerpo humano. Y luego fuimos un poco más adelante, y luego atrajimos la luz indiferenciada de la Fuente y la fusionamos con ese radiante amor rosado de la consciencia crística hacia la estructura física, molecular, del líquido que fluye en las aguas del cuerpo físico. El amor como estructura molecular física. Bastante excitante, más o menos 70% de ti es agua. Y teniendo esto físico dentro del cuerpo físico, nos enganchamos con los elementales, fusionando nuestra consciencia con la consciencia de los elementales. Y nos dimos cuenta de cómo el proceso de creación está disponible a nivel elemental para cada uno de nosotros en este proceso creativo.

Al sentarnos en ese banco del parque, tranquilos, concientes, en tiempo presente, se vuelven concientes de cómo usar nuestros pensamientos y sentimientos, aplicar el sonido y el color, para crear el tapiz de este nuevo reino de consciencia. Y es en esta percepción conciente tranquila en tiempo presente que ocurre la realización de que todo viene a nosotros. Viene a nosotros. Somos el creador de la realidad que experimentamos.

Todo esto ha estado construyendo una serie de oportunidades que ahora estamos desplegando. En la última sesión, cuanto estábamos en el banco del parque, presenciamos la rotura de la estructura de la tercera dimensión, a medida que estas enormes oleadas de luz en que nos hemos enfocado por un número de años, van expandiendo y evolucionando, creando básicamente oportunidades asombrosas y al mismo tiempo disolviendo, empezando a trastornar la estructura de la experiencia tridimensional. Pero este solsticio fue el solsticio que básicamente empezó a poner estas oleadas de luz en un formato que ahora disuelven la estructura de la tercera dimensión. Esos aspectos de reglas de las estructuras, las limitaciones y controles, el poder de la dualidad, que han sido la estructura de cómo hemos jugado este juego en la tercera dimensión. Todo se está disolviendo. En gran medida se está disolviendo debido a ti y a muchos otros, pero se está disolviendo.

Lo que eso significa para cada uno de nosotros es la capacidad para empezar a mirar más allá de los bordes, más allá de las limitaciones, dar el paso hasta el borde de esta nueva experiencia, a una tranquila percepción conciente en que la niebla empieza a evaporarse y ceder el paso al sol, y al cielo azul. Ese punto de discernimiento de la creación como ser creador consciente, creando en tus términos. Es interesante esta percepción conciente: no es el final del juego; es el comienzo del juego. Y ustedes han tenido mucho éxito en crear este fundamento, pero ahora realmente se trata de aprender cómo navegar este fundamento. Entonces, algunas de las cosas que hicimos.

Ahora bien, algunos de ustedes pueden estar concientes de una parte de sí, tal vez la mente racional, aquí sentados ahora mismo y diciendo “¿Hicimos todo eso? No lo recuerdo. Me lo debo haber salteado. Lo hemos olvidado. Tal vez no soy lo bastante bueno. Algo anda mal. No recuerdo esas cosas.” Dudas, dudas y más dudas. Déjame ayudarte con esto, yo ayudándote como un guía de turismo señalando cosas en este viaje.

Verás, esos pensamientos en la mente racional son pensamientos bien merecidos. Porque la mente racional no es un jugador en este lugar donde ahora jugamos. La mente racional tiene su rol, pero la mente racional no puede entender, no puede concebir, no puede contener estos conceptos, estos conjuntos de habilidades, estos aspectos que tú has estado absorbiendo como ser espiritual, y aplicándolos. Tú eres la arquitectura que has estado construyendo. La mente racional ha estado plenamente sumergida en su propia película, una película 3D.

Tú ahora estás saliendo de ese cine. Entonces toma una respiración, y por un momento considera que tu vida entera en este punto ha sido una película. Tú has sido el actor/actriz principal en la película, aunque puede que no reconozcas tu rol estelar en la película. Permite que esto sea un concepto. Esta sesión tendrá que ver con los conceptos. ¿Cómo salgo de este cine en que he estado y básicamente me voy a otra película? Muy simple. Otra respiración. Permítete divertirte.

Aquí mismo, reconoce que estás en el aeropuerto, en esta reunión. Estás en camino. Eso es excitante. Lleva tu punto de atención a ese sentimiento: excitación; feliz. Luego un par de respiraciones más y solo para los propósitos de esta sesión, vamos a explorar conceptos. Realmente empezamos, al comienzo de todo este trabajo, con que vamos a explorar conceptos. Un concepto es sencillamente algo que te permite considerar lo que siempre estuviste considerando, pero desde un punto de vista diferente. Tal vez desde un punto de referencia diferente, una oportunidad diferente que no había notado antes. Conceptos. ¿Qué tal si pudieras volar? Qué concepto. Muy a menudo, donde estuvimos, cuando se presenta ese concepto es seguido inmediatamente con un “No, yo no puedo hacer eso”. Lo ves, eso es la estructura del juego tridimensional, estructuras, a saber muy rápido: limitaciones, restricciones. ¿Qué tal si pudieras volar? ¿Puedes permitir que eso sea un concepto?

De algún modo, has tenido sueños de volar, al menos una vez en tu vida, de modo que sabes que es posible. Pero ... aparece muy rápido.

Para esta sesión, considera que vamos a hacerla con facilidad, como si nos fuéramos a reunir con amigos que no hemos visto por un tiempo, como estos amigos, y nos vamos a sentar a almorzar, o a cenar. Nos encontraremos en la cafetería del aeropuerto. Es realmente simple: “¿Cómo te va? ¿Cómo está tu vida? Ah, tienes un nuevo trabajo, ¿qué tal está funcionando?” Curioso; sencillo; respetuoso. Llévate a eso. ¡Muy fácil! De cierta manera esta es una sesión curiosa, explorando desde tu curiosidad. ¿Cómo funciona eso para ti? Podrías decir.

Conceptos. Tomemos un concepto que ha sido consciente para nosotros, pero que es uno de los conceptos que la mente racional no entiende. No tiene capacidad para contener este concepto como una estructura para que ella experimente la vida. Es un concepto realmente sencillo; muy fundamental. Un concepto que todos dicen entender: la Ley de Atracción. “Oh, ya sé. Yo entiendo la ley de atracción.” La Ley de Atracción, si le permites ser sencillamente como se enuncia, un concepto que en una experiencia multidimensional y de quinta dimensión es un concepto fundacional. Ley de Atracción: aquello en que pones tu atención, yo, - dice el Universo – te lo suministraré. No hay “si...” ni “y...” ni “peros” ni hay negociación; tú eres el ser creador, lo que pidas te será presentado.

El desafío en la 3ª dimensión siempre ha sido que el “no estoy bien” ha dominado el punto de atención. “Qué hay de malo en mí” siempre canceló el “Qué hay de bueno en mí”. Y entonces el Universo te sonríe y dice: “Vaya, este tipo Jim, debe amar la energía de víctima, porque la tiene otra vez esta mañana. Se la he dado esta mañana, de diferente color y forma, pero le daremos más de lo mismo, porque él es el ser creador pidiendo más de lo mismo.

En esta nueva película, si pudiéramos simplemente decidir que salimos de ese cine y vamos a un nuevo cine, y a una nueva película, en esa nueva película hay un concepto llamado ley de atracción, que dice sencillamente: aquello en que pones tu atención, yo el Universo te lo traeré, sin peros ni condiciones, sin dudas – la duda no existe aquí.

¿Qué te gustaría experimentar? Ahora hacemos una pausa y notamos si la mente racional probablemente está discutiendo, y considera afirmar tu autoridad sobre este concepto.

Entonces empezamos a construir una nueva arquitectura, nuevo paisaje, nuevo ambiente. ¿Sería este un concepto que te gustaría tener en ese paisaje? Integrado en la arquitectura. Recuerda, cuanto entras en esta realidad de 5ª dimensión, palabras como miedo, duda, etc. no existen allí. No puedes llevar equipaje contigo a la 5ª dimensión, al campo multidimensional. Esas son únicamente del juego tridimensional, la estructura de la 3ª dimensión – disolviéndose.

Entonces considera la ley de atracción, conscientemente, intencionalmente, en esa simplicidad, como una estructura dentro de la consciencia multidimensional. Aquello en que pongo mi atención, es lo que estoy usando para crear mi experiencia. El solsticio. El juego de la 3D está llegando a su final. Cosas como el poder para el control, las limitaciones, mayor y menor, aventajar, yo versus tú. En la 3D todo es confusión creada, incertidumbre, duda. Solo somos participantes en la película. Perdiste la visión de quién eres, incluso hemos perdido la visión de a quién pertenece esta película en que estamos, aprendimos a empujar en contra, no me gusta esto, no es esto lo que vine a hacer. Ahora toma otra respiración.

Y mientras te sientas allí en el aeropuerto tomando tu café, miras a la otra persona y “Oh, eso es interesante, nunca lo había visto de esa manera. Sí, tal vez yo pueda hacerlo de esa manera también.” Y te permites considerar, en este nuevo cine, en esta parte del viaje, las reglas y la estructura, cómo van a ser, o podrían ser, o pueden ser diferentes, si lo eliges. Reflexiona sobre eso un momento, desde el lugar de otro concepto, si te parece; tú eres el ser creador. ¿Cómo quieres que sea tu película? ¿Cómo quieres experimentar la arquitectura de un nuevo reino, una nueva cena de gala, una nueva cafetería, donde puedes básicamente sentarte tanto tiempo como quieras y disfrutar como tú elijas? Un concepto.

Y la mente racional dice “Eso es extraño. ¡Muy extraño!” Pero tú no eres tu mente racional. Y en el juego de la 3D que hemos estado jugando, nos convertimos en los participantes de la película. Y perdemos la visión de la película, no sabemos de quién es la película, como dije hace un momento, y solo sabemos empujar en contra.

Entonces, ¿cómo salgo de esto? Bueno primero decidir, yo me puse a mí mismo dentro de esto, confusión, o lo que sea. Ok. Fíjate si puedes reconocer “Está bien; yo he creado esto”, y entonces tienes lugar para des-crearlo. Los que conocen los Rayos 4º, 5º y 6º. Es hora de cambiar la película. Pero si no puedes aceptar que tú la creaste, por muy tonto que esto pueda sonar, “¿Cómo hice esto yo mismo? Lo hice yo”. Pero no puedes aceptar eso, y entonces no hay poder para cambiarlo. No hay habilidad para cambiarlo; no hay aplicación de certidumbre y capacidad, autoridad, para cambiarlo.

Aquí mismo, considera el concepto: “Yo puedo cambiar la película”. Ahora bien, hay un conjunto interesante de habilidades que tienes y has usado toda tu vida. Es un concepto interesante y para los que juegan en Mastering Alchemy es una de las aplicaciones del 8º Rayo. Muy simple; se llama la capacidad para acercar el foco y alejar el foco (N.T. zoom in - zoom out). Algo así como comprimirlo para enfocar mejor, y descomprimirlo para obtener algo menos enfocado. Mirar a un punto más específico, o mirar a una configuración más grande. Un concepto. Generalmente, la manera en que esto funciona es un enfoque, aquí mismo, tú tienes un enfoque, estás escuchando, participando, o enganchado en este viaje aquí, en la cafetería. Y de pronto, hay un cambio en la atención. Y en ese cambio de atención, alguno dice, “Oh, están dando una película”.

El concepto. Un enfoque y luego el enfoque se acerca: “¿Qué película?” – “Oh, he oído que trata de esto y aquello y esas otras cosas”. - “Suena interesante. ¿En qué cine la están dando? ¿Dónde queda? ¿Qué pasa? ¿Quién va a ir?”. De modo que el punto de atención se estrecha, se acerca. “¿Cuál es la historia de la película?”, Y así vamos a verla. Y la película empieza, y hay una historia.

¿Has ido a ver alguna vez una película así? Y de repente, tú estás en la película. Y luego termina en un ciclo. Wow. Y entonces tú alejas el enfoque en la película. “Oh, estoy en un cine”. Y luego te vas del cine. No es ciencia de cohetes; es un conjunto simple de habilidades. Pero se trata de entender el conjunto de habilidades, que te van a permitir pasar de la tercera dimensión a la quinta dimensión. Toma otra respiración. Es solo un concepto, nada más que eso, solo un concepto.

Ahora toma una respiración, y te estableces en tiempo presente, con los ojos abiertos. Toma conciencia de ti mismo, y luego toma conciencia de la habitación, aquí mismo. Y nota que un momento atrás solo estabas escuchando, y luego la habitación entró en tu percepción conciente. ¿Cambió tu enfoque? ¡Sí! Vi la habitación. Toma otra respiración, toma conciencia de la habitación, y uno de los conceptos de los que hablamos a lo largo del año pasado fue el de círculos concéntricos. Ser capaz de moverse hacia afuera y hacia adentro, acercar el foco, alejar el foco, acercar, lo llamamos así.

Pero aquí mismo, echa una mirada sobre tu día de ayer, solo míralo, no vayas a él. Y nota qué sucedió en tu día de ayer. Y luego mira hacia adelante, a tu día de mañana, la semana que viene. ¿Qué está pasando? ¿Qué sucede para ti en ese período de tiempo? Solo nótalo. Y luego de notar tu ayer y tu mañana, y tu espacio de tiempo presente, la habitación en que estás sentado, ¿cómo se está desplegando tu vida para ti? Sin juzgar. Solo, ¿cómo está tu vida? ¿Estás viviendo en la película en que tenías intención de vivir? Va a ser sí, en parte, pero ¿cuánto de esa película es la película de otra persona? ¿Y cómo se despliega la película de tu vida? ¿Se despliega como era tu intención? ¿O es algo como “estoy tratando de encajar”? ¿Y qué hay del entusiasmo de crear la vida? Ahora bien, tomen una respiración y reconozcan que están sentados en la cafetería del aeropuerto, solo estamos conversando, vamos a una película, una película nueva, a un viaje.

¿Qué te gustaría que fuera diferente, en este viaje, del lugar donde estás sentado? Sin juzgar. Solo notarlo. Estamos notándolo. No es engancharse; es notarlo. Y de nuevo alejamos el foco, básicamente, estamos sentados en la cafetería conversando. Ahora bien, hay mucho sucediendo aquí, más allá de la charla de la conversación. Otra respiración.

Y con esa declaración, puedes alejar el foco un poco más. Recién olvidaste tu ayer y tu mañana, y cómo estaba yendo tu vida, ahora estás aquí mismo. Algo que haces a cada minuto del día, pero en general es inconsciente.

Pregunta: ¿qué estructura tiene tu película? Hagamos algo. Allí sentado en tu silla, toma una respiración, estás aquí, fíjate si esa feliz excitación acerca del viaje todavía está aquí, y desde donde estás sentado desde tu punto de vista, si fueras a ponerte de pie – pero no lo hagas – y fueras a decidir ir al almacén, simplemente observa qué harías. Es decir, estás sentado en tu silla, te levantarías, saldrías por la puerta, conducirías tu coche, irías por estas calles, o podrías caminar. Simplemente observa, desde allí donde te sientas, todo el camino que tomarías para llegar a la puerta del almacén. Y ver toda esta cosa. No estés en la puerta. Ve todo el viaje. Esta calle, la otra calle, el semáforo, Y ahora, desde la puerta de adelante, regresa todo el camino, hasta donde estás sentado en tu silla pero siguiendo un recorrido distinto; calles diferentes, sendero diferente. Lo ves; no lo piensas.

De vuelta en tu silla. Simplemente nota que el primero fue un hábito, una rutina establecida por comodidad, un hábito. ¿El regreso requirió un poco más de tu atención para más o menos saber dónde doblar? ¿Tu enfoque se volvió más preciso, más consciente, al volver que al ir? Hábitos, rutinas, establecidas. Las hacemos cómodas aunque muchas veces no son nada cómodas. Es solo lo que yo hago en mi película. Otra respiración. Mucho está cambiando, si tú lo permites, aquí mismo. ¿Puedes notar eso? Trata de encontrar esa excitación feliz con que empezaste aquí mismo.

Y si la mente racional te está hablando de “esto no es feliz, esto no entusiasma,” o algo así, es que estás en la mente racional, no en la cafetería. Por favor elige simplemente estar en la cafetería con nosotros. Nos vamos de viaje, es excitante. Entiendo que quieres volar hasta allí adonde vamos a ir. ¡Nah! Eso no es un concepto. Volar. Otra respiración. Simplemente hay otro cine para ir a visitar, y está disponible justo ahora. Es menos coronavirus, por el momento no existe.

¿Cuándo fue la última vez que te diste algo para ti mismo? Digo, pequeñas cosas. Cosas pequeñas. ¿Cuándo fue la última vez que te diste algo un poco más grande? O tal vez yo quería darme algo, pero no me di algo para mí. Toma nota de esto, porque esto es la interrupción del hábito, y es el reconocimiento de que tienes la capacidad para funcionar de manera distinta, porque las estructuras de la 3ra. dimensión se están disolviendo. De cierto modo, tienes opciones que no has tenido antes debido a las limitaciones de cómo funciona el cine de la 3ra dimensión. Otra respiración. Mucho está sucediendo aquí.

Toma otra respiración y haz una pausa, y siente esa energía de esa luz rosada moviéndose dentro del cuerpo. Un poco de excitación, feliz, esa luz rosada empieza a volverse tibia, una sensación de cosquilleo, o está presente pero no puedo definirla. Conceptos. Estamos jugando con conceptos.

Uno de los conceptos es que si hago siempre lo que siempre hice, siempre obtengo lo que siempre obtuve. Un concepto muy 3D. Pero si sales de ese concepto simplemente reconoces que es un constructo del juego de la 3ra dimensión. Otra vez nota ese feliz, esa sensación de empezar a empoderarte; simplemente reconocer estos conceptos que sostienen la estructura tridimensional en mi espacio. Hábitos, rutinas, conformarse. No elegir darme para mí. Reconocer que no estoy en mi película, pero así es como es. Conceptos. ¿Te gustaría cambiar la película? O ni siquiera cambiar la película; es mucho más sencillo, ¿te gustaría simplemente pararte e irte del cine? La película va a seguir. Esto es 3D. ¿Te gustaría cambiar la película? Toma otra respiración y echa un vistazo a algunos de los viejos sueños que tuviste alguna vez. “Así es como va a ser mi vida”.

Ahora simplemente míralos. ¿Qué querías hacer, y no hiciste? En general una pregunta que no se puede responder, ¿por qué no lo hice? Ahora bien, a pesar de lo que respondas, una de las razones principales por las que no lo hiciste se debe a la mente racional. Si lo recuerdas, el trabajo de la mente racional es hacer que encajes y conservarte a salvo. Interesante: en la 5ª dimensión, en el espacio multidimensional, la seguridad ni siquiera existe, porque no hay nada inseguro; tú eres el creador. Y encajar es de las últimas cosas que quisieras hacer, oh, sí quieres gustarle a los demás, y disfrutar, y tener amigos y reír, pero eso no es “encajar”. Encajar es hacer lo que se supone que hagas, de modo que les guste a ellos. Si acercas el foco a ese pensamiento y ese sentimiento y a la imagen que acaba de aparecer, reconoce que es la película, y toma una respiración, aleja el foco, y solo estás presente, sentado aquí en tu habitación.

Ves, esto es lo que pasa todo el tiempo, algo distrae mi atención en 3D y en seguida estoy dentro de algo en que no quiero estar. Acerqué el foco, oí un fuerte ruido, e inmediatamente fui a ese cine y fui a la experiencia, sabía que era mi culpa. Instantáneamente. Eso es la estructura que se está deshaciendo, disolviendo.

Entonces, otra vez, intencionalmente, sé feliz. Excitado, en la cafetería, vamos de viaje. Conceptos que te permiten navegar mucho más cómodamente en un cine diferente. Para muchos de ustedes que juegan en Mastering Alchemy, una cosa que han estado haciendo intencionalmente es eliminar todo lo que “yo no soy”, todo el ruido, todas las emociones y pensamientos que me retienen en “qué anda mal en mí”. Y también a lo largo del camino han estado perdiendo sus puntos de referencia. Ya no me entusiasmo. Las cosas ya no parecen interesarme más. Mi trabajo no me motiva ya. Las comidas no son tan ricas como solían ser. Más o menos categorizamos eso como perder los puntos de referencia, y eso sería correcto. Pero lo que estás perdiendo es tu constructo de 3D, y los puntos de referencia construidos dentro de esos constructos de 3D te han impedido tener lo que quieres. Puede que todavía quieras ir a una playa de Hawái, pero en el cuerpo físico, en la 3D, has perdido el interés, porque tienes demasiadas otras cosas ruidosas para hacer.

Pero a medida que todos esos puntos de referencia se van, tus sueños no se van. Sentarse en la playa en Hawái es algo que es tu intención de creación de alegría. Verás, los constructos de 3D se van yendo, la capacidad de decir muy claramente “¿Qué es lo que quiero? ¿Cómo deseo disfrutar de la experiencia?” Verás, al crearlo en ese formato, un aspecto de 5ª dimensión de la Ley de Atracción, que te brinda a ti, el ser creador, aquello en que sostienes tu atención, se despliega aquí, porque las distracciones del “no estoy bien” no existen aquí. Ahora bien, dijimos que esta sería una sesión de tipo diferente, están viendo lo que esta oportunidad brinda. Tomen otra respiración.

Recuerda esa cafetería, sentado a la mesa con tus amigos. Tal vez yendo a Hawái, yendo a la playa. Risas, brillo de sol. Juguemos a esto un poquito más, te pido que estés muy presente. Y antes de ir a la experiencia de la historia dentro del cine, en la película, reconoce el título de esta película. Simplemente toma conciencia de una película incómoda. O de una en tu vida, más que en un cine. Una película incómoda.

Ahora bien, aquí mismo, sin moverte, miras a tu vida y hay una circunstancia incómoda. No algo grande, ni grande ni pequeño, lo que sea que veas, y lo llamaremos una película incómoda. Solamente date cuenta de eso. Recién oíste el título. No fuiste a la película, solo oíste el título. No te moviste. Observaste antes de elegir una acción.

Ahora bien, tienes curiosidad sobre esto, porque quieres adquirir maestría en esto de acercar el foco y alejar el foco. Entonces, hay un título probablemente para esta película incómoda, tiene una historia. Simplemente ve desde ese título de película incómoda y toma conciencia de la historia. Ella dijo, él dijo, ellos dijeron, pasó esto, fue su culpa... Incómodo. Y tú simplemente te das cuenta de eso. Observando. Pero no te enganchas. Y todavía tienes curiosidad. Hay una experiencia en esa historia para ti; tu experiencia. Pero te sientas y acercas el foco sobre la experiencia y tal vez simplemente tomas conciencia del sentimiento, pero no sientas el sentimiento. Que no te abrume el sentimiento. Simplemente ... esto es un punto de experiencia. Solo lo estoy observándolo. Y tengo un ligero sentimiento de lo que podría pasar si realmente me enganchara en el sentimiento. Conozco el sentimiento de tristeza, o duelo, o enojo, me doy cuenta de eso.

Trae tu atención hacia afuera, aleja el foco, hacia la historia. Y aquí mismo, toma nota de la historia, y del sentimiento, y de la historia, y luego tomas una respiración y sales de la historia y sencillamente estás en conciencia de una película incómoda.

En Mastering Alchemy, 8º Rayo, El Shaddai, los códigos de color, acercando el foco para el 5º y 6º Rayo, alejando de vuelta el foco. No se requiere verdadero trabajo. Un reconocimiento de las herramientas, las habilidades. Simplemente estás en tu habitación: “estoy bien”. He creado un punto de atención, profundicé en el punto de atención, voy realmente profundo en ese punto de atención. Soy capaz de simplemente salir de ese punto de atención, salir de la historia, estar conciente de la película, y estoy bien. Donde estamos jugando, la mente racional no participa, aunque puede estar charlando en el fondo.

Hagamos esto una vez más pero un poco diferente. Puedes estar otra vez feliz, excitado, curioso de adónde te lleva todo esto. Ten una sensación de quizás empezar a notar una aplicación para este conjunto de habilidades, un gran conjunto de habilidades.

Ahora toma conciencia de tu experiencia de estar de pie ante la puerta delantera del espacio donde vives. Y sin ir a la puerta delantera, sentado todavía en tu silla, te ves a ti mismo, ves la puerta a través de tus ojos tal como si estuvieras parado justo ante la puerta. Aquellos que saben cómo usar el cuerpo etérico, párense justo delante de la puerta delantera. Y ten una sensación de poner una mano sobre el picaporte, y la puerta se va a abrir. Sencillamente vas a abrir la puerta. Como has hecho esto cientos de veces, camina pasando por tu perta delantera y mira a lo que está allí. Entras en un hall, o lo que sea; míralo, lo ves. Y luego das un par de pasos más hacia adentro, y con cada paso date cuenta de lo que vas viendo como si realmente estuvieras haciendo esta experiencia. Lo has hecho cientos de veces. Mira las paredes, mira la habitación.

Dirígete a un asiento cómodo donde te gustaría sentarte. Y toma conciencia de cada paso, de lo que ves, date vuelta, siéntate en la silla. Estás observándote a ti mismo y simultáneamente estás haciendo todo esto. Solo estamos jugando. Y desde ese asiento, mira lo que ves. Mira el otro lado de la habitación; mira la puerta por la que pasaste recién, Y muy intencionalmente te pones de pie; siéntete de pie, como lo sentirías si tu cuerpo físico se pusiera de pie; lo has hecho cientos de veces. Y luego caminas de vuelta hacia la puerta. Nota cada cosa a medida que vas pasando, tómate tu tiempo. Abre la puerta; mira qué hay del otro lado de la puerta. Sal afuera. Cierra la puerta. Toma una respiración. Todavía estamos en 3D. Estamos aceptando la estructura de la 3D, Sencillamente sabemos, porque estamos en la estructura, que cuando abrimos esa puerta, esto es lo que vamos a ver. Lo vemos todas las veces.

¿Pero qué tal si pudieras reconocer que del otro lado de esa puerta están pasando múltiples películas? Posibilidades ilimitadas se vuelven disponibles, justo al otro lado de la puerta. Un concepto. ¿Puedes permitir que sea un concepto? Toma una respiración.

Y luego ten esta conversación con toda esta gente, tus amigos sentados en esa cafetería. Estar en ese lugar donde les dices, “Hey, recién he tenido este concepto realmente interesante. ¿Qué tal si pudiera abrir la puerta y pudiera tener una casa muy diferente para vivir? ¿Qué tal si pudiera abrir esa puerta y cualquier cosa que yo pensara, que quisiera experimentar, estuviera al otro lado de esta puerta?” Algunos dicen “Eso es loco”; otros dicen “Eso está bueno, ¿cómo lo haces?”. “Solamente abro la puerta, y lo que intento, existe justo frente a mí.”

Tal vez solo simula que alguien te está contando a ti esa historia. ¿Es una locura? ¿Estaría bueno? ¿Sería algo interesante para ti? Ahora bien, recuerda, mucho está sucediendo aquí, y no está en la mente racional. ¿Puedes tomar otra respiración? Feliz; complacido conmigo mismo. Oh, qué concepto interesante. La Ley de Atracción: obtengo exactamente aquello en que pongo mi atención, y pongo intención en que habrá algo diferente en esta puerta.

Ahora bien, la cosa es que ya no es la puerta delantera, porque eso está todavía en el constructo tridimensional de “Bueno, así es la cosa.”. Entonces hay otra puerta. Toma otra respiración. Podrías considerar que, aquí mismo donde estoy, hay otras opciones, hay otros cines donde dan películas diferentes de las que yo acostumbraba observar. Soy más sabio, y ahora estoy eligiendo dar un paso atrás, alejar el foco un poquito más, pasar del borde, mirando más allá del borde, a otra puerta que, al dar el paso atrás y alejar el foco, y miro esa puerta 3D estoy volviéndome consciente de que tengo opciones, para elegir diferente. Considera eso, justo aquí. Ley de Atracción. Estoy volviéndome consciente de tener la opción para simplemente elegir diferente. Me voy a quedar en esto un momento.

¿Cómo se siente esa elección, ese concepto? Siéntete muy presente en tu espacio. Y permite que ese concepto sea real por un momento. Tal vez disfruta del concepto. Aquí no hay duda; simplemente estamos considerando un punto de referencia que siempre tuvimos pero habíamos olvidado.

Y toma conciencia de ti mismo sentado dentro del Corazón Sagrado; quieto, presente, feliz y hay una facilidad, aquí mismo, una levedad, aquí mismo. Aquí hay una irradiación de este aspecto rosado del amor, hay una reverencia, un respeto, dignidad, bondad. Conceptos que conoces íntimamente. Conceptos que conviertes en frecuencias vibratorias a ser experimentadas en este cine. En este cine hay una sensación de belleza, y hay una sonrisa que he notado, he disfrutado, pero ahora es un poco más plena. Encuentra esa sensación de alegría, elevando la luz y el amor.

Y al volverse más radiante, simplemente toma conciencia de ello dentro de la estructura celular física del cuerpo. Esa luz rosada cristalizada, dentro de la estructura molecular de la célula. Empieza a irradiar. Oh, siempre está irradiando, pero está cambiando. Y elevas el flujo de esa luz líquida viviente en los fluidos del cuerpo. Hay un flujo de amor por el cuerpo. Y sin definirlo, sin ponerle un título, simplemente permítele que se mueva.

Fíjate, sin pensar: mucho ha cambiado. Las restricciones, las limitaciones, que me retenían en mis percepciones de la película, han sido alteradas. Es una libertad de movimiento. Muy presente. Muy tranquilo. Y encuentra la vibración de “curioso”. Curioso; ¿adónde me lleva eso? No hay apuro; curioso. Entreteje en “curioso” el “permitir”. Permitiré a esta curiosidad que me lleve, que me guíe. Y luego entreteje “posibilidades ilimitadas” en esa curiosidad que se permitirá ser experimentada. Hay una alegría, una excitación. Simplemente permítelo.

En el Corazón Sagrado hay un campo de percepción conciente. Si llevas tu atención a este campo de percepción conciente, se presente como una pequeña gruta Allí están los elementos, las aguas, los arroyos, las plantas, está vivo, es hermoso. Es ligero, aéreo, fresco. Cosquillea en la piel. Y hay luz en todos lados y no viene de ningún lado. Tú simplemente toma consciencia de esta percepción conciente, rodeándote completamente, quédate en esta gruta de vida, como una isla tropical, libre. Si deambulas por este lugar, encontrarás una puerta que te resultará familiar, bella. Y grabados sobre el portal hay símbolos que brillan como el fuego. Oh, tú has visto este portal antes; es tu portal. Tiene tu nombre en esos símbolos de luz.

Si extiendes tu mano etérica, esa mano imaginaria, esa mano física, y solo tocas esa puerta, empieza a abrirse. Este es un cine muy diferente. Este es un cine de quinta dimensión, multidimensional, un cine magnífico. Es tu cine. Y cuando se abre esa puerta, se pasa al jardín más asombroso. Muchos de ustedes preguntarán ¿Dónde están los jardines que uno pasa cuando se va a dormir? Están aquí. Si miras dentro de estos jardines, toma consciencia de los elementales, en ese estado de consciencia fusionada que tú has creado. Nada de mente racional, nada mental; simplemente sé uno con los elementales. Si te inclinas y sumerges la mano en ese arroyo de agua, simplemente se vuelve uno contigo. No hay diferenciación. “Este es quien yo soy”.

Y si sigues un poco más por el sendero, entre las plantas, puede que notes las libélulas. Y si sigues caminando un poco más por el sendero de este hermoso bosque, sonríes y te devuelve la sonrisa. Y al decirles hola, te dicen un hola para ti. Cuando empiezas a reír y tienes sentimientos de alegría, los colores de las flores cambian, y la fragancia. Yo conozco esto, pero no he olido este perfume por muy largo tiempo. No puedo definirlo, sin embargo lo conozco.

Y el arroyo fluye y se une a un estanque de luz verde esmeralda. El centro de ese código de color verde esmeralda, un amor que equilibra todas las cosas. Animales, aves, peces. Y enormes árboles. Y cielos multicolores.

Y empiezas a recordar tu cine; tu película. Los cines tridimensionales empiezan a disolverse. Este es el armazón, la arquitectura que viniste con propósito de anclarla como nuevo reino de consciencia. Concepto interesante. ¿Qué vas a hacer con este concepto?

Al caminar un poco más por este sendero, el sendero termina abruptamente, y cae hacia el más asombroso y bello valle. Mientras tomas una respiración, considera saltar desde esta altura, y volar. Algo íntimo para ti. Siempre ha sido, siempre será. Dentro del concepto de tu cine. Toma una respiración y encuentra esa radiante vibración de amor, esa ligera y aérea belleza.

Y aquí nos gustaría dejarte para que elijas saltar y volar. Y experimentar un nuevo cine. El viejo cine. El concepto de tu propósito. Y es desde aquí que continuaremos recordando cómo navegar la consciencia multidimensional. Entonces disfruta de un rato volando, y volveremos a estar contigo. Apreciamos mucho tu creatividad.

Bendiciones.



Mastering Alchemy – 10 de enero de 2021
www.masteringalchemy.com
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

556 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo