Los catalizadores de la sanación. 4 de 4

Kryon


La cuarta canalización de la serie sobre catalizadores de la sanación.
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

Canalización introductoria al Miércoles de Sanación – Kryon a través de Lee Carroll

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Nuevamente les digo a todos: la familia está aquí. Mi socio recién les dijo, en la parte de preguntas y respuestas, que recibió eso de mí. Entonces fue cuando se dio cuenta de que había una familia además de la que él consideraba la realidad. Entonces comenzó a reunir a personas que nunca había conocido antes y que eran de mentes afines y se dio cuenta de que ellas eran estudiosas de la compasión. Entonces fue que las vio, incluso seres humanos con problemas o en conflicto, pero tenían la compasión y el entendimiento y deseaban saber más sobre su alma. Y así a lo largo del tiempo, lentamente, esa se volvió su familia. Tuvo esta experiencia, y esta es la experiencia que ha cambiado su vida. Es la experiencia que les ofrecemos a ustedes, descubrir cuál es verdaderamente su familia, los que realmente los aman incondicionalmente.

Durante años hemos dicho que esa no suele ser su familia biológica. Y han preguntado “¿Por qué sería eso? ¿Qué clase de plan tienes cuando vienes a esta Tierra? Una posibilidad es tener una familia disfuncional que te encuentra y te dice las cosas erróneas, y deshacer toda esa educación más tarde, pero ¿qué clase de plan es ese?” Y yo les digo esto, queridos. Si no lo han oído ya, se lo digo de nuevo: es un plan magnífico para las almas antiguas como ustedes, porque el hierro afila el hierro. El alma antigua pasa por estas cosas, de modo de poder entenderlas, poder decir a otros qué hacer al respecto, manejarse para atravesarlas, ser compasiva, encontrar entendimiento y perdón. Todo eso son atributos de un Maestro. ¿Lo están entendiendo, lo captan?

Algunos de ustedes están diciendo, “Señor, no me gusta ese plan.” Y tendrían razón, porque estas cosas son difíciles. Pero muchos de ustedes mirando esto, han ido más allá de eso. Y lo que quiero decir con eso es que las cosas que solían consumirlos, que los enojaban y los preocupaban, ahora quedaron detrás de ustedes, Tal vez los instigadores de todo eso todavía están con ustedes, todavía viven. Tal vez los ven siempre para las Fiestas. Tal vez los ridiculizan, o aún peor. Pero ese es el plan, porque ustedes llegaron a un lugar, muchos de ustedes llegaron a ese lugar, donde los perdonan y ustedes solo van para observar el circo en Navidad (se ríe) Y ustedes saben de qué estoy hablando. Pero salen de allí en paz. Esta es la razón para estas cosas; se llama trabajo. Si eres un trabajador de luz, pasas por un entrenamiento, y muy a menudo ese entrenamiento se llama vida. Muchos de ustedes han tenido experiencias de “ajá” que los traen aquí a escuchar esta canalización, ya dije antes que hay muchos más escuchando las canalizaciones que los que son miembros de esta transmisión particular. De modo que esta es para todos ustedes.

Esta es la cuarta de una serie de mensajes sobre los catalizadores para la sanación. Y ya dijimos antes, para nosotros un catalizador es algo que ustedes experimentan y que despeja el camino para algo más. Entonces cuando tienen una experiencia que luego los conduce a otra acción, o puede incluso obligarlos a otra acción, se convierte en un catalizador. Y hasta aquí les hemos dado tres catalizadores; este es el cuarto que despeja el camino para la sanación.

Repaso: el primero era entender que la química de su cuerpo reacciona a la consciencia, y que entonces cuando hablan a sus células se establece una alianza que permite la sanación, y puede no haber estado allí nunca antes. En otras palabras, ustedes establecen la comunicación. También les dijimos en esa primera canalización que muy a menudo la humanidad no comprende bien eso; simplemente viven en su cabeza, y miran hacia abajo a su cuerpo y dicen, “Bueno, espero que funcione.” Y se lo deja por su cuenta, para que se maneje, sin ninguna acción que le diga de ir al norte o al sur, y solo se mueve en círculos, y se contagia enfermedades o lo que sea. Aparentemente, al azar, y por defecto.

Y les hemos dicho muchas veces que ustedes están a cargo, y les hemos dado una parábola tras otra, y muchas modalidades y métodos y sugerencias sobre cómo entrar en contacto con su Innato y con sus células, y eso es simplemente parte de lo que hemos estado haciendo. Pero eso fue el número 1: establecer comunicación. Y luego, a veces es solo luego, que verdaderamente pueden empezar a ahuyentar lo que está lentamente afectando su vida, incluso tal vez acortándola. Miedo, ansiedad, enfermedad. Esto fue el número 1.

Les dimos algunos otros, ustedes saben cuáles son, y pueden repasarlos, pero todos ellos tienen que ver con cambiar algo en ustedes que los pondría en un camino donde la sanación es mucho, mucho más fácil.

Hablamos sobre el niño interior; hablamos de ir a un lugar que recuerdan, donde no hay preocupaciones, y capturarlo para traerlo de vuelta a ustedes. Hablamos de la risa en general, y les dimos un ejemplo tras otro. Los psicólogos lo saben, la ciencia lo sabe, incluso lo saben algunos que comercializan sus productos. Que si ustedes se ríen, todo el miedo se va, toda la ansiedad se va, están en un lugar tan diferente. Eso es un catalizador para sanar.

Este último puede parecer el más sencillo, y sin embargo no lo es. Este último, lo han oído toda la vida, es una palabra, y se la diré en un momento. No es tan sencillo; de hecho puede ser el más difícil de lograr.

Les pido que solo vayan conmigo un momento, todos ustedes, a un lugar que pueden pintar por su cuenta, un cuadro de su Maestro favorito en este planeta, quien quiera que sea. Esta figura histórica en la que creen, ese gigante espiritual. ¿Con cuál pasarían tiempo, si pudieran? Y pintan ese cuadro en su mente, si quieren, y si pudieran estar con ese Maestro, ¿cuál es el resultado? Si se pudieran sentar a los pies de este Maestro, y entonces ese Maestro empezara a hablar, o no, y se sentarían con él por un rato ¿Cuál sería el resultado? ¿Cómo se sentirían? ¿Cuál sería la palabra única para describir lo que sucedería mientras se sientan allí? ¿Qué tal si estuvieran verdaderamente en el espesor, el espesor, de la consciencia de un Maestro en este planeta, sobre el cual pueden haber leído, o tal vez haberlo conocido de alguna manera, en alguna visión? ¿Qué es lo que les trae primero y principal, que es la cosa que más ayuda? ¿Y la respuesta? Paz. Paz.

¿Puedes estar en medio del conflicto, con todo cayéndose a tu alrededor, y aun así tener paz? La respuesta de todo Maestro que alguna vez caminó por este planeta ha sido que sí. Incluso puede decirte que por eso vino, para que pudieras tener paz sabiendo que había un plan más grandioso y que las cosas que te preocupan son transitorias, realmente lo son, incluso si tienes una enfermedad terminal. No quiere decir que no te cueste la vida, es solo decir que tal vez no es todo lo que hay. Queridos, tienen que pensar fuera de la caja, y pensar en la magnificencia de su alma, y sentarse en paz. Les contamos un atributo de los pilotos, y la razón por la que quieren volar, y seguir volando, es que cuando llegan por encima de las nubes hay mucha paz. Dicen “Siempre es lindo quedarse por encima de las nubes” Y es así. Es una metáfora, pero pregunten a cualquier piloto, allí es donde quieren estar. Porque allá abajo, debajo de las nubes, y abajo en el planeta, están todas las cosas que dejan atrás, todas las preocupaciones, los problemas, incluso la enfermedad que puedan tener en sus cuerpos, todo parece haber enmudecido, como en el trasfondo, cuando llegan por encima de las nubes.

Hemos dicho antes que esta es la energía más catalítica para la sanación. La sanación se vuelve un subproducto de la paz. Cuando puedan tener las cosas que hemos enumerado, cuando entiendan que están en comunicación con su cuerpo, cuando entiendan que pueden conectar con ese niño interior, esa inocencia, cuando entiendan de qué se trata la risa, entonces podrían volar en esa paz que supera todo entendimiento. En otras palabras, habrá gente que diga “Pero ¿por qué? ¿Por qué tienes tanta paz cuando a tu alrededor todas las cosas se desmoronan?” Y tú sonreirás, y dirás “Porque ese es quien yo soy. Sucede que yo sé, dirás, que mi actitud de estar en paz me traerá respuestas y sanación”. Es muy interesante; dije que era un subproducto; es casi automático. ¿Sabían eso? No les da entonces la posibilidad de leer un libro o ver un video; empieza a suceder porque están en paz. ¿Están entendiendo esto?

Más que meros catalizadores, estos cuatro ítems pavimentan un camino llano donde antes había rocas. Pero más que eso, las cosas que los eludían empiezan a llegar automáticamente, incluyendo sanaciones profundas, incluyendo cosas como la remisión espontánea, sentirse mejor consigo mismo y sentir paz en todo lo que hacen, simplemente la trae; trae paz, sanación, ausencia de miedo. Levantas la mano; “Gracias Espíritu; ahora entiendo que soy parte de un cuadro muy, muy grande; que los Maestros están todos cerca de mí. Ahora estoy en paz con todas las cosas.”

Esta es la razón por la que estoy aquí. Estas son las enseñanzas de Kryon. Todo lo que ha ocurrido en 31 años confluye en este día, en esta hora. Decimos nuevamente: estamos enamorados de la humanidad, por lo que han hecho, por lo que hacen, y la ascensión de la luz que está ocurriendo, que todos quieren mirar justo ahora.

Y así es.

Kryon



Kryon - Miércoles de Sanación - 24 de marzo
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

656 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo